Compartir
El ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo, ofrece declaraciones a la prensa.Archivo

Caribbean Digital

El ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo adelantó en Santiago, que el comercio, la industria y demás entidades de servicios de la provincia deben prepararse para atender las demandas del turismo que vendrá a esta ciudad cuando se construya el Puerto de Maimón.

El ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo, ofrece declaraciones a la prensa.Archivo
El ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo, ofrece declaraciones a la prensa.Archivo

A juicio del funcionario es necesario que Santiago se prepare  para que puedan brindar a los turistas que lleguen a través del muelle en Maimón, Puerto Plata.

Igualmente, sostuvo que también se espera una mayor afluencia de turistas  por las construcciones nuevas y reparación de viejas carreteras que comunican a Santiago y la ciudad atlántica.

El licenciado Castillo, se refirió a este tema  al ser el orador invitado en el desayuno-conferencia empresarial “Manuel Arsenio Ureña”, auspiciado  por la Fundación Arquidiocesana Santiago Apóstol, y desarrollado en el Gran Almirante.

El funcionario mostró cierta preocupación en el sentido de que Santiago no esté preparado para dar respuesta positiva de atenciones a los visitantes que se proyecta por el muelle y reconstrucción de vías de acceso.

Dijo Castillo que la reconstrucción de la carretera Santiago-Navarrete-Puerto Plata y la turística Luperón y otras  para conectar esta ciudad, desde el kilómetro 18 de la recién inaugurada Avenida Circunvalación Norte hasta La Gran Parada que reducirá 23 kilómetros  y cubrir el trayectos en 40 minutos.

“Cuando esas vías estén disponibles y al muelle que se construye en Maimón lleguen tres barcos llenos de turistas al mismo tiempo, hay que preguntarse si Santiago y otras ciudades cercanas tienen los establecimientos comerciales y otros negocios a los que habitualmente acuden los visitantes”, dijo el ministro de Obras Públicas.

A juicio de Gonzalo Castillo, lo que le espera al Cibao en ese aspecto “es algo grandioso”, pero que se debe contar con la realidad de un país de primer mundo, en cuanto a ofertas y desarrollo vial “porque esas carreteras traerán a Santiago y la región un futuro de bienestar y prosperidad”.

El ceremonial donde Castillo expuso esas y otras ideas sobre el desarrollo vial en la región norte y otras partes del país, reunión a las principales autoridades de esta provincia y comenzó con la invocación dirigida por monseñor Ramón Benito de la Rosa y Carpio, arzobispo de esta arquidiócesis.

Las palabras de bienvenida fueron pronunciadas por Manuel de Jesús Rojas, presidente de la Fundación Arquidiocesana Santiago Apóstol; Bernarda Peña de Checo, vicepresidenta ejecutiva de la entidad, informó sobre las actividades realizadas en el último año, mientras que Ana Antonia Vidal presentó a Castillo.

 

No hay comentarios

Deja un comentario...