55 % de hospitalizados por COVID presenta al menos un síntoma 2 años después

Caribbean Digital

Madrid (EFE).- Dos años después de la infección por COVID-19, en torno al 55 % de los que fueron hospitalizados aún presenta al menos un síntoma de la enfermedad, según revela un estudio publicado en The Lancet.

La investigación, desarrollada en el Hospital Jin Yin-tan de Wuhan (China), contó con 1,192 pacientes que necesitaron tratamiento hospitalario entre enero y mayo de 2020, al comienzo de la pandemia causada por el coronavirus SARS-CoV-2.

Los expertos siguieron su evolución al cabo de seis meses, de un año y de dos años después de recibir el alta médica y constataron que su salud mental y física mejoró con el tiempo, independientemente de la gravedad de la enfermedad.

El 55 % reportó la presencia de al menos un síntoma de COVID-19 después de dos años, frente al 68 % detectado después de seis meses.

El estudio sugiere que, a pesar de los progresos físicos y psíquicos que efectúan, el estado de salud y la calidad de vida de los pacientes que han pasado la enfermedad tienden a ser peores que los de la población general.

Esta situación afecta sobremanera a aquellos hospitalizados con COVID de larga duración, que, normalmente, aún presentan al menos un síntoma dos años después del alta, como fatiga, dificultad para respirar y alteraciones del sueño.

«Nuestros hallazgos indican que se necesitan más de dos años para que cierta proporción de hospitalizados que sobrevivieron a la COVID pueda recuperarse totalmente», explica en un comunicado Bin Cao, principal autor de este trabajo y profesor del China-Japan Friendship Hospital (China).

A la luz de estos resultados, señala, «está claro que es necesario ofrecer apoyo constante» a estos supervivientes y «comprender cómo las vacunas, los nuevos tratamientos y la variantes afectan a la salud a largo plazo».

El 52 % de los participantes en este estudio -de una media de edad de 57 años en el momento del alta- informó de que la fatiga o la debilidad muscular fueron los síntomas más comunes al cabo de seis meses, frente al 30 % registrado a los dos años.

Asimismo, el 89 %, independientemente de su gravedad, retomó su actividad laboral a los dos años, destaca el informe, que cita otros síntomas poscovid como el dolor de articulaciones, palpitaciones, mareos y jaquecas.

Respecto a la calidad de vida, el 23 % reportó en los cuestionarios la presencia de «dolor o malestar», mientras que el 12 % comunicó síntomas de «ansiedad o depresión».

Pacientes con COVID de larga duración también registraron problemas de movilidad (5 %) y una caída en los niveles de actividad (4 %).

Deja un comentario...