Compartir
Archivo.

Marcelo Peralta

Especial/Caribbean Digital

SANTIAGO, R.D. La República Dominicana ha obtenido logros tangibles en el cultivo orgánico de arroz,  guayabas Cristal, Perla y Tailandia, creación de bancos de yemas y producción de plantas clonales para incorporar a los productores en este cultivo y siembra para abaratar costos por los significativos aportes agrícolas provenientes del gobierno de Taiwán.

Archivo.

Estas nuevas formas de cultivar es posible por las innovaciones introducidas en el país por Fondo Internacional de Taiwán-ICDF-a través de la Misión Técnica de Taiwán-MTT- cuyos experimentos han realizados en la Universidad ISA en Santiago.

Taiwán y la Universidad ISA llevan dos años ejecutando estos tipos de experimentos y a pesar de no existir aún un acuerdo ínterinstitucional formal, el apoyo de Taiwán a este centro de estudios superiores reviste trascendencia, dice el doctor Rafael Amable Vásquez, Decano de la Facultad de Ciencias Agroalimentarias y del Ambiente.

Vásquez, define de vital el apoyo de los técnicos de la MTT que ha servido como plataforma para el fortalecimiento del componente práctico en la formación de profesionales del área agrícola de la Universidad ISA.

Al inicio de investigaciones en arroz en la evaluación de variedades para el cultivo orgánico, el desarrollo de tecnologías de siembra que disminuyan los costos, la validación de tecnologías desarrolladas en Taiwán en lo no tradicional, como la manzana de agua, la pitahaya y el anón, modelos para reducir los efectos de la estacionalidad, el establecimiento de parcelas demostrativas en el cultivo de guayabas de las variedades Cristal, Perla y Tailandia, han  sido destinadas como bancos de yemas y producción de plantas clonales para incorporar a los productores en este cultivo, entre otros.

El ingeniero W. Chen y colaboradores de la MTT, junto a profesores y estudiantes de la Universidad ISA, con el apoyo técnico del Instituto interamericano para la Cooperación en la Agricultura-IICA- y la empresa Procesadora de Semillas Dominicana C. por A.-PROSEDOCA- iniciaron una línea de investigación en arroz orgánico con un primer experimento, que involucró la evaluación de 10 variedades del cereal a finales de 2010.

Esto se ha constituido en una primicia en la historia de la investigación arrocera en el país y los resultados preliminares indican marcadas diferencias en rendimiento y calidad de los genotipos.

Se destacan la producción la variedad L9007, de PROSEDOCA; Juma 67 e IDIAF 3, con un manejo en sistema de agricultura orgánica intensiva.

Los expertos han establecido que con esta línea de investigación se pretende realizar aportes significativos en el establecimiento de bases científicas para esta alternativa de cultivo, por la disponibilidad y abaratamiento de costos de producción, tecnologías de cultivo apropiadas y disminución de los efectos negativos de los tratados de Libre Comercio para la producción nacional en los años venideros.

Se determina que en cuanto al rendimiento de diez variedades de arroz bajo sistema de agricultura orgánica en época de invierno, en la Herradura, Santiago, República Dominicana se han obtenido resultados preliminares de excelente porcentajes.

En torno a estos logros, la Universidad ISA ha mostrado un gran interés en la colaboración con la Misión Técnica de Taiwán, dada su filosofía de aprender haciendo, la gran capacidad técnica de los profesionales de Taiwán.

Puso como ejemplo, en los proyectos de frutales bajo el liderazgo del ingeniero Steven Su, quien entrenó a un grupo de profesores y estudiantes de 20 personas, ha logrado que  700 estudiantes, técnicos y productores se hayan capacitado en el cultivo y multiplicación de guayabas con métodos orgánicos y tecnologías taiwanesas a través de este grupo. Los estudiantes adquieren las competencias, logrando más de un 95% de prendimiento en injertía, quienes se convierten en facilitadores de los conocimientos a estudiantes, productores y a extensionistas.

Esto, unido a las investigaciones que cada estudiante de ISA realiza durante su formación, como es con los cultivos especiales de melón taiwanés, con calidad especial, bajo el liderazgo de Nico Lin, demuestra el gran poder multiplicador de la transferencia de tecnologías a través de la Universidad ISA, la cual se especializa en las áreas agroalimentarias y forestales y tiene influencia sobre toda la geografía nacional y caribeña.

Con las tecnologías taiwanesas se han beneficiado técnicos de la República Dominicana quienes han transferido sus conocimientos  a los de Haití a través de los expertos que posee la Universidad ISA que ha formado 237 profesionales de de la vecina nación.

De igual manera decenas de técnicos de Haití han sido formados en la Universidad ISA y en la actualidad éstos trabajan en proyectos de su país mediante la cooperación triangular Japón-Haití-República Dominicana.

Asimismo, estos técnicos realizan proyectos ejecutados por Francia-Haití-República Dominicana vía la Universidad ISA, así como decenas de productores haitianos que cada año reciben y realizan jornadas de capacitación en esta Universidad.

Otro punto que ha motivado esta incipiente colaboración es el hecho de que la Universidad ISA ha mostrado un crecimiento significativo en la matrícula de estudiantes de las áreas agroalimentarias y del ambiente, viniendo los estudiantes de zonas rurales del país sin tomar en cuenta su nivel económico, sino basado en su talento, ya que la Universidad ISA ofrece alojamiento y alimentación en su propio campus, facilitando crédito educativo, gestionado becas, siempre con un enfoque hacia la calidad y pertinencia de la educación.

A de esperarse que entre Taiwán y la universidad ISA se formalicen acuerdos de colaboración exitosa para el fortalecimiento institucional y de esa manera se pueda continuar respondiendo a los retos presentes y futuros del sector agroalimentario.

La finalidad es poder desarrollar proyectos que tengan gran impacto social, ambiental y económico y para el fortalecimiento de la capacidad técnica de profesores presentes y futuros, el apoyo a los productores a fin de  fortalecer su competitividad, tanto en la producción local  y exportación, aplicar la tecnología de alimentos agregando valor a los productos, como la sanidad e inocuidad de los mismos.

Se ha determinado que la agricultura dominicana es la más aventajada en la Región del Caribe, por lo que organismos internacionales la han tomarla como modelo.

Además, del liderazgo que posee la Universidad ISA dan ventajas comparativas y competitivas a fin de que el país pueda apoyar el desarrollo agrícola de otros países en la Región del Caribe.

Ante esos logros, los técnicos y especialistas congratulan a la Misión Técnica de Taiwán por el importante apoyo que continuará ofreciendo a la Universidad ISA, a colaboradores, al Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y a las empresas comprometidas con el desarrollo agrícola de la República Dominicana.

Tan importante han sido los logros obtenidos que con la configuración de 10 variedades y dos sistemas de siembra se ha obtenido el primer experimento de arroz orgánico ejecutado en la historia republicana en el país.

Asimismo, los estudiantes de la Universidad ISA fueron los primeros en recolectar el arroz bajo la supervisión de profesores y técnicos de la Misión Técnica de Taiwán.

Se informó que se ha podio lograr el establecimiento de experimento en Pitahaya para romper estacionalidad en la producción del cultivo.

Se dispuso el Banco de Germoplasma de Guayaba bajo sistema de agricultura de conservación y agricultura orgánica.

La ayuda de técnicos ha sido básica para introducir esta innovación, bajo la responsabilidad de señor Luis Jou, señor Jefe de la Misión de Taiwán; de los técnicos Wu Chen y Nico Li y la supervisión del doctor Rafael A. Vásquez, quien es el Decano de la Facultad de Ciencias Agroalimentarias y del Ambiente, al igual que el doctor Markis Adames, Director del Departamento de Agronomía de la Universidad ISA.

No hay comentarios

Deja un comentario...