Compartir
Tito Hernández. Archivo

Tito Hernández

Especial/Caribbean Digital

 

 

SANTO DOMINGO./ De un tiempo acá vengo recibiendo todo tipo de amenazas y de todas las formas posibles, tanto por las redes sociales, donde acostumbro a expresar mis ideas sobre los diferentes tópicos nacionales, como por la vía telefónica, correos electrónicos y hasta personales. unas veces abiertamente y otras sutiles.

Leonel Fernández y Tito Hernández. Archivo
Leonel Fernández y Tito Hernández. Archivo

Siempre que se dirigen a mí las manejo, le resto importancia y en la mayoría de los casos las recibo como “gajes del oficio” del quehacer político nuestro.

Así ha sido durante toda mi carrera política que inicié a los 15 años, no acostumbro hacer este tipo de denuncias, a pesar de que en múltiples ocasiones y en diferentes momentos he recibido  amenazas que, en todo caso buscan intimidar, callar o amedrentar.

Pero cuando esas amenazas trascienden a tu persona y tu accionar político y penetran en tu familia, a tu esposa e hijos,  ya la situación es totalmente diferente.

 

En efecto, el pasado Viernes 1 de Marzo, mientras mi hijo Cristian de Jesús Hernández conversaba con un amigo en el parque Piedras Vivas de San Cristóbal, el vice ministro de la juventud Odalis Ledesma se desmontó de su vehículo -junto a sus guardaespaldas- a amenazarlo e intimarlo de manera agresiva, descargando sobre él todo tipo de epítetos y palabras soeces, amenazándolo con agredirlo físicamente, lo llamó “traidores”, “por eso nunca llegan a nada” y “tu verá lo que le va a pasar a ustedes”, entre otras cosas.

Es obvio que esta acción no es aislada, se suma a las amenazas y acciones que se vienen realizando contra mí y mi familia por parte de un sector del gobierno. Mi casa es asediada por agentes encubiertos del DNI que la vigilan, donde me muevo me “acompañan” motocicletas o camionetas y demás está señalar el jakeo de cuentas de internet y la intervención telefónica.

Quienes me conocen saben que no me van a intimidar ni amedrentar, que yo no le contesto a los perros, sino a los amos y que es por ello que en este momento reitero públicamente que responsabilizo al ex presidente Leonel Fernández de esas amenazas y de esos planes en contra de mi familia y todo lo que nos pueda ocurrir.

El ex presidente Fernández ha provocado y alimentado esos odios hacia mi persona, él y sólo él es responsable de esas amenazas y de lo que nos pueda ocurrir. El ha puesto en funcionamiento una maquinaria perversa de odios y retaliaciones políticas, de las que la acción del perverso viceministro es sólo la parte visible.

Debo señalar que el presidente Danilo Medina conoce personalmente a nuestro hijo Cristian de Jesús y que de ningún modo esta denuncia lo involucra a él, pero sí le pido  que intervenga en esta situación y tome cartas en este asunto.

Sólo diré que si le llegare a ocurrir algo a alguien de mi familia, sé donde ir, y si es a mi, mis hijos sabrán qué hacer. Estoy dispuesto hacer lo que haya que hacer por defender mi familia y no le puede caber a nadie la menor duda de que lo haré.

No hay comentarios

Deja un comentario...