Compartir
Ismael Reyes. Archivo.

Servicios/Caribbean Digital

SANTO DOMINGO./ El candidato presidencial del Partido Demócrata Institucional PDI, aseguró que Leonel Fernández, parece que además de hundir la posible candidatura de Danilo Medina también se quiere comprar un estallido social.

Ismael Reyes. Archivo.

Ismael Reyes dijo que frente al permanente abuso de poder exhibido por el gobierno del presidente Fernández, quien no escucha ni le hace caso el clamor del pueblo cuando le dice que ya no soporta más impuestos, ni más apagones, ni más inseguridad ciudadana, ni más desempleo, ni más quiebra del sector productivo nacional ni más carestía en el costo de la vida, lo único que le está dejando al pueblo como alternativa para que se escuchen sus reclamos, es que se lance a las calles.

“Fernández inició una carrera irresponsable en el gasto público, dilapidando sin miramientos los dineros que le saca al pueblo en impuestos, pagando salarios millonarios a sus funcionarios, pagando nominillas y nómina de gente que no trabaja y que no aportan nada al país, excepto los de ser parásitos del clientelismo, corrompiendo el ejercicio de la política en el país”, señaló Reyes.

El también presidente del PDI, calificó como abusivo el aumento del 8% al ya costosísimo precio de la energía eléctrica del país, que es la más cara del mundo, en un encuentro que sostuvo con los miembros de su equipo de trabajo político a nivel nacional.

“Ahora viene y somete para su aprobación inmediata, a un Congreso Nacional de legisladores que les son serviles, y que en su mayoría están arrodillados a sus pies, un “proyecto de reforma fiscal” que solo busca incrementar los ingresos del gobierno para poder pagar la pesada deuda externa que él le ha hecho país, y que ya alcanza niveles de catástrofe para el futuro de la República Dominicana, sin importarle reventar a la ciudadanía, que ya vive bajo un estado de ansiedad y desespero, como resultado de la profunda crisis económica que afecta a cada miembro de la familia dominicana”, dijo.
Ismael Reyes expresó que mientras el presidente gasta millones de pesos en sus viajes internacionales y sus funcionarios corruptos, además de ganar salarios millonarios cobran comisiones que llegan hasta el 45%, tenemos un pueblo que tiene que pagar impuestos hasta para comerse una pizza, o hacer una compra en un súper mercado para alimentar a la familia.

Ismael Reyes señaló que el paquetazo fiscal sometido por el gobierno pretenden arrancarle al pueblo trabajador unos 12 Mil millones de pesos en lo que resta del presente año, para seguir pagando con puntualidad alFondo Monetario Internacional, y para que sus funcionarios sigan dilapidando dinero que tiene que producir el pueblo en duras jornadas de trabajo.

Agregó además que el paquetazo fiscal busca quitarle al sector financiero más de 7 Mil millones de pesos al año, en una acción que podría poner en peligro la estabilidad del sector financiero nacional.

“Es como si ellos fueran los amos y el pueblo sus esclavos, que está obligado a trabajar para ellos. Con razón les dicen los –comesolos-. Argumentó Ismael Reyes.

Rechazó que se le cobre el 1% de su valor a la llamada “vivienda suntuaria”, porque esto también va a afectar al sector de la construcción, el cual ya está en tremendas dificultades.

Ismael Reyes señaló, que llevar la retención en el pago a los suplidores del Estado de un 0.5% a un 5%, es hacer que el Estado tenga que pagar más caro todo cuanto compra.

“Si ahora el Estado va a retenerle el 5% del valor de cada factura a los suplidores, es obvio que esto lo van a traducir al precio de sus facturas, por lo cual, al final todo esto lo va a  pagar el pueblo que es el que le aporta dinero al Estado a través del pago de los impuestos.

Ismael indicó, que el paquetazo de impuestos introducido por el Presidente de la República al Congreso Nacional lo único que va a lograr es que empeore aun más la economía del país y que aumenten las calamidades del pueblo, puesto que esto llevará a un nuevo aumento de las tasas de interés, hará más caro el pago del impuesto a la propiedad en la República Dominicana, y al mismo tiempo aumentarán  los precios de los bienes y servicios, por lo que parece que el Presidente quiere comprarse, un estallido social.

No hay comentarios

Deja un comentario...