Compartir
Los Palmeros

Por José Reyes Martínez

Especial/Caribbean Digital

 

SANTIAGO, RD./ Así lo expresó el apóstol de la independencia cubana, José Martí: “Honrar, honra”. Una frase lapidaria que sinteriza la estima, los valores y la dignidad de las personas que han dado su vida por las mejores causas sociales y humanas de las naciones y los pueblos.

Los Palmeros

Esta introducción viene a propósito de que el 12 de enero se cumplieron 41 años del ejemplo de  patriotismo y valor desplegado por Amaury Germán Aristy, Virgilio Perdomo Pérez, Bienvenido Leal Prandy y Ulises Cerón Polanco.

Cuatro revolucionarios que ofrendaron sus vidas en la lucha por la dignidad de la nación, tras enfrentarse con los organismos de seguridad del régimen balaguerista de los 12 años, en el kilómetro 14 de la autopista Las Américas.

El 12 de enero de 1972,  los jóvenes combatientes  Amaury, Virgilio, La Chuta y Ulises, quienes formaban parte de los “Comandos de la Resistencia” o  grupo “Los Palmeros”,  se enfrentaron durante más de10 horas,  a más 1,500 militares y policías, bien armados y reforzados con fragatas, aviones y cañones de largo alcance.

Cuatro jóvenes rebeldes,  modelo de dignidad y cuyos sueños, cuatro décadas después de haber caído en combates desiguales, continúan siendo un espacio de reflexión para las nuevas generaciones que aspiran vivir en una nación que valore y respete el derecho de los ciudadanos a vivir con libertad y justicia, importantes soportes de una sociedad democrática.

En ese contexto, el presidente Danilo Medina ha promulgado la Ley 1-13, que declara el 12 de enero de cada año como “Día de la Resistencia Heroica”, en honor a los hombres y mujeres que han luchado por una sociedad más justa, equitativa y democrática.

 

Un reconocimiento que eleva la capacidad de compresión  y la estatura histórica del presidente Medina, al reconocer la dimensión patriótica de los acontecimientos del 12 de enero y el valor con que los jóvenes revolucionarios ofrendaron sus vidas  por el derecho a vivir en  libertad.

Ciertamente, Amaury, Virgilio, La Chuta y Ulises se colocan en la misma dimensión  histórica del comandante Jiménez Moya, Manolo Tavares justo, Rafael Fernández Domínguez  y  Francis Alberto Caamaño, héroes nacionales que engrandecieron a  la patria  con sus ideas y su sacrificio  por el derecho de los dominicanos a vivir  en  libertad, justicia y equidad

Para preservar  y reconocer las ideas y los valores de nuestros héroes y heroínas nacionales,  como los del 12 de enero, por ejemplo, es necesario seguir profundizando los esfuerzos nacionales para adecentar las instituciones y las políticas de salud, protección social y educación.

Decisiones públicas  vitales para afrontar con decisión  las condiciones de pobreza en que viven millones de dominicanos, con  la posibilidad  de ser convertidos  en personas capaces,  productivas y felices, en una nación que debe apurar las decisiones de Estado, para superar los retos estructurales  e impulsar  el salto hacia desarrollo.

El autor es periodista

[email protected]

No hay comentarios

Deja un comentario...