Compartir
El presidente ecuatoriano, Rafael Correa. Archivo

Caribbean Digital

QUITO. AP. El presidente Rafael Correa aseguró hoy que su gobierno no expondrá a ninguna persona a la pena de muerte, al referirse al pedido de asilo de Julian Assange, fundador del portal de WikiLeaks, quien permanece refugiado en la embajada de Ecuador en Londres.

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa.

Ecuador tomará una decisión “soberana, en su momento oportuno, en función de su tradición humanista, de su constitución, en función de sus convicciones y principios y aquí no admitimos la pena de muerte y no expondremos a nadie a esa pena de muerte”, dijo Correa en su programa de radio y televisión “Diálogo con el presidente”.

El mandatario se refirió a su reciente encuentro, en Quito, con la madre del fundador del portal de WikiLeaks, Christine Assange, a quien ratificó que Ecuador “es un país muy respetuoso, que quiere mucho a Inglaterra, Suecia, Estados Unidos, pero que no se somete a nadie”.

Correa cuestionó aspectos del sistema jurídico en Europa como el hecho de que se requiera la extradición de Assange a Suecia cuando no ha sido acusado ni sentenciado.

El fundador de WikiLeaks ingresó el 19 de junio a la embajada de Ecuador en Londres y pidió refugio político, solicitud sobre la cual Ecuador aúno se pronuncia.

“Piden la extradición para interrogarlo y por ser extranjero al ser interrogado tiene que estar detenido, eso es inaudito en América Latina”, aseguró al recordar que en la extradición en el país andino y la región requiere como requisito fundamental una sentencia ejecutoriada.

“Les dijimos, perfecto, les damos todas las facilidades para que vengan a entrevistarlo (interrogarlo judicialmente) a la embajada de Ecuador”, agregó.   Correa reiteró que se realizarán las consultas necesarias pero la decisión obedecerá a los principios de la constitución “que respeta la vida humana y el debido proceso”, acotó.

El fundador de WikiLeaks busca evadir el pedido de extradición de Suecia, que quiere interrogarlo sobre denuncias de agresión sexual, aunque hasta el momento no está acusado.

Según Assange, sería el primer paso para extraditarlo a Estados Unidos que lo investiga por la difusión de miles de cables secretos en la web sobre diversas materias políticas y diplomáticas.

 

No hay comentarios

Deja un comentario...