Compartir
Exvicepresidente Rafael Alburquerque. Archivo.

Caribbean Digital

Santo Domingo.- El exvicepresidente de la República Rafael Alburquerque, expresó este martes que el estremecimiento que ha causado la sentencia del Tribunal Constitucional, que establece quiénes son dominicanos, es que se ha caído en el ámbito de la emotividad.

Exvicepresidente Rafael Alburquerque. Archivo.
Exvicepresidente Rafael Alburquerque. Archivo.

“El análisis frío y jurídico que debe hacerse ha sido postergado por un asunto de emotividad y se ha caído en ´o usted es pro haitiano o usted es antihaitiano; usted es nacionalista o no es nacionalista lo que hace difícil enfocar el asunto”, expresó Alburqueque sobre su parecer ante la polémica que ha generado la sentencia del TC.

Manifestó que no se puede olvidar que hay puntos que son muy claros: primero, “la nacionalidad es un tema de soberanía nacional y cada Estado determina quién es nacional y quien no lo es”.

Antes de citar el segundo punto citó como ejemplo que “en los Estados Unidos, usted nace de padres extranjeros ilegales y como tiene el jus soli (el derecho de suelo), ese niño o esa niña va a ser norteamericano o norteamericana, ahora usted ve el problema humano que se crea, cuando detienen a los padres que son ilegales y los deportan y, los hijos quedan en ese territorio porque son norteamericanos, pero con la familia destruida”.

Referencia

Citó además el caso de Bélgica, donde hijos de padres y madres dominicanos nacen allá, pero el Estado belga les indica que no pueden ni siquiera registrarlo, “usted tiene que ir al consulado dominicano a registrarlo como dominicano, y hay que señalar que esta pareja era residente, tenía visado, pero el niño resultó ser dominicano porque en Bélgica se aplica el Jus Sanguini (el derecho de la sangre).

Explica que en España, “la legislación contempla que si usted nace de padres dominicanos, lo registran pero como extranjeros, entonces esto nos indica que la nacionalidad, vuelvo y reitero, es un asunto de soberanía y al Estado dominicano le corresponde decidir quién es y quien no es dominicano”.

Sentencia es obligatoria para todos los poderes y ciudadanos

Al referirse al segundo punto, dijo que otro tema que debe quedar claro es que la sentencia que dicta el Tribunal Constitucional es obligatoria para todos los poderes del Estado y para todos los ciudadanos, y que eso no está en discusión.

“He escuchado abogados decir que es una sentencia inconstitucional, pero bueno, cómo puede ser inconstitucional la sentencia, el TC es el que interpreta la Constitución”, dijo Alburquerque.

Manifiesta que se puede estar en desacuerdo con algunas interpretaciones sobre la expresión en tránsito.
“Ahí está la sentencia, lo que tenemos que hacer es tratar de ver cómo la aplicamos para que se produzcan los daños menos posible y que el drama humano sea amortiguado para armonizar lo que ha dicho la sentencia con la realidad de cada persona”, expresó.

Señaló el caso de la joven Marie Etienne Desire Joseph, hija de inmigrantes haitianos que ha sido la primera en acogerse a la sentencia del TC y a quien la Dirección General de Migración y la Junta Central Electoral entregaron su carné de residencia temporal hasta que regularice su estadía en el país.
“Ahora lo que importa es que el Estado asuma con seriedad esa problemática de la migración, primero en lo que tiene que ver con la regularización de los extranjeros, porque no hay dudas de que República Dominicana ha sido muy complaciente en este sentido”, finalizó.

Campaña internacional contra sentencia TC

Sobre el aspecto internacional y la campaña que se ha montado tras el fallo de la sentencia del TC, dijo que hay realmente un debate de si estamos o no en la Corte Interamericana de los Derechos Humanos, pero independientemente de ese debate, cree que las decisiones de la CIDH, “y ahí viene el gran problema, que durante mucho tiempo, y la Suprema Corte de Justicia cuando actuó como tribunal estableció claramente el criterio de que los tratados internacionales estaban en la jerarquía de las normas y por encima de la ley, pero estaban por debajo de la Constitución. Es decir un tratado internacional no podía estar por encima de la Constitución.

Dijo que en la actual se obliga al Poder Ejecutivo a someter al TC cualquier tratado o convenio antes de enviarlo al Congreso Nacional, para que este determine si está de acuerdo.
“Sin embargo, hay algo que me llama la atención, que establece que en materia de derechos humanos los tratados tienen el mismo rango constitucional, entonces ahí me pregunto: para qué sometemos el tratado al control previo si este estaría por encima o al mismo nivel de la Constitución”, manifestó Alburquerque.

Gobierno ha iniciado ofensiva contra campaña de descrédito
En este sentido, Alburquerque dijo que cree que ha habido una respuesta por parte del Gobierno, y reveló que ayer salió una comisión para Washington, que encabezan Gustavo Montalvo, Monchy Fadul, César Pina Toribio, Aníbal de Castro y otros embajadores, así como también el presidente de la Junta Central Electoral, Roberto Rosario.

“Es decir, hay ya una respuesta para hacer frente a esta campaña que como dominicanos hay que rechazarla, no podemos permitir que se trate de desprestigiar al país”, dijo.

El doctor Rafael Alburquerque ofreció estas declaraciones al ser entrevistado en el programa radial Tu Derecho a Saber que conducen Namphi Rodríguez, Elías Ruiz Matuk, José Gregorio Cabrera, Adelaida Martínez, Edward Tavarez y Francis Javier por Rumba 98.5 FM.

El Día

 

No hay comentarios