La primera dama Cándida Montilla de Medina y el director del CAID Santiago, Guillermo Ángeles Fernández, encabezaron la entrega de certificados a los niños y niñas.

JOSÉ ALFREDO ESPINAL

joseespinal.hoy@gmail.com

SANTIAGO.- La primera dama de la República, Cándida Montilla de Medina, encabezó este martes aquí el acto de graduación del Centro de Atención Integral para la Discapacidad (CAID), recinto de Santiago, donde un grupo de niños y niñas concluyó el programa de terapia junto a sus familiares.

Los egresados, cincuenta y cuatro en total, tienen la condición de trastornos del espectro autista, síndrome de Down y parálisis cerebral. Recibieron sus certificados en la jornada denominada “Mi Apellido CAID”, celebrada en el salón de conferencia de la institución, la cual tiene como resultado la inclusión en su entorno social.

“Estamos muy felices de los aportes brindados por el CAID a estas familias que llegaron a las puertas de nuestro centro en busca del apoyo médico y humano que les asegurara poder sobreponerse a las adversidades que no eligieron”, expresó la primera dama.

Destacó que esta primera graduación de Mi Apellido es CAID en Santiago, es la hermosa cosecha de las siembras y esfuerzos compartidos entre calificados profesionales y familiares de esta población atendida.

Montilla de Medina dijo que la conclusión de las terapias permite a los niños y niñas incorporarse al entorno social ue los rodea, junto a sus familias, con derechos y deberes, como parte de las políticas públicas de inclusión social que impulsa el gobierno del presidente Danilo Medina.

A la primera dama de la República la acompañó el director del CAID Santiago, Guillermo Ángeles Fernández y la coordinadora técnica del Despacho de la Primera Dama, Martha Rodríguez de Báez.

También asistió el presidente del Fondo Patrimonial de las Empresas Reformadas (Fonper), Fernando Rosa, el obispo auxiliar emérito de Santiago, monseñor Valentín-Plinio-Reynoso, el empresario Arquímedes Cabrera, entre otras personalidades.

El programa del acto incluyó la presentación artística de un grupo de niños y niñas usuarios del CAID que reciben terapias complementarias de música y danza-movimiento en le centro, como homenaje a los compañeros que despidieron con la canción “Somos CAID”.

Deja un comentario...