Compartir
Osiris de León. Foto de archivo.

Servicios/Caribbean Digital

SANTO DOMINGO.- El precandidato presidencial por el Partido Reformista Social Cristiano, el geólogo Osiris de León, dijo hoy que son justos los reclamos de los grupos populares en el sentido de exigir al gobierno del presidente Leonel Fernández que frene de inmediato la escalada alcista en los precios de los combustibles, en las tarifas de la energía eléctrica y en la canasta familiar.

Osiris de León. Foto de archivo.

El académico y dirigente político dijo que no hay ninguna razón que justifique los exagerados incrementos decretados por el gobierno en los precios de los combustibles, ya que el barril de petróleo se cotiza hoy a menos de 90 dólares, siendo este valor un 40% más bajo que el valor máximo alcanzado a mediados de julio de 2008 cuando se cotizó a 145 dólares el barril.

Osiris de León recordó que en julio de 2008, cuando el barril de petróleo costaba 145 dólares, el galón de gasolina nos costaba RD$207, lo que quiere decir que como la tasa de cambio del dólar no ha variado significativamente, hoy el galón de gasolina debía costar RD$130, sin embargo, actualmente el galón de gasolina “Premium” nos cuesta RD$183, lo que indica que en cada galón de gasolina el gobierno nos está cobrando RD$53 de más, los que, sumados a los RD$65 de impuestos por cada galón, representan un sobre costo de RD$118 por cada galón de gasolina Premium, lo cual es una injusticia contra un pueblo pobre.

Expresó que los reclamos públicos formulados por la Federación Nacional de Transporte la Nueva Opción (FENATRANO), por el Frente Amplio de Lucha Popular (FALPO) y por el Foro Social Alternativo, son más que justificados, pues el gobierno no debe seguir condenando al pueblo dominicano al deterioro de sus condiciones de vida por alzas injustificadas en los precios de los combustibles, alzas que no se corresponden con los actuales precios internacionales del barril de petróleo.

Osiris de León objeta que el gobierno quiera cubrir parte importante del agujero fiscal con aumentos sustanciales en los precios de los combustibles, y que quiera acatar la recomendación del Fondo Monetario Internacional de reducir 700 millones de dólares anuales al subsidio del sistema eléctrico, pero transfiriendo esa carga al usuario regulado, el cual ya paga una tarifa que es casi tres veces la tarifa que se paga en los Estados Unidos, cuando un empleado dominicano gana apenas un 25% de lo que gana un empleado equivalente en los Estados Unidos.

El Precandidato Presidencial Reformista dijo que los ciudadanos tienen legítimo derecho a protestar en contra de cualquier disposición administrativa oficial que les afecte, porque los gobernantes deben aplicar medidas administrativas para el beneficio de toda la población, como lo hacía el PRSC, y no para el beneficio exclusivo de una élite que se mantiene enquistada en las estructuras dirigenciales de los principales partidos políticos del sistema y que nunca aporta nada a la lucha contra la pobreza.

Muestra de ello es que mientras el gobierno exprime inmisericordemente los bolsillos plegados del sufrido pueblo dominicano, regala las empresas públicas y las tierras públicas al sector privado y hasta nuestra mina de oro, una de las mayores del mundo, ha sido regalada al sector privado internacional.

Concluyó diciendo que él, junto a las estructuras medias y de base del Partido Reformista Social Cristiano, estará siempre del lado del pueblo dominicano y del lado de los grupos populares que estén dispuestos a luchar en beneficio de mejores condiciones de vida para la clase pobre y a favor de la protección del medio ambiente.

No hay comentarios