Compartir

“Escribe con cifra los siguientes números”. Esta fue la tarea que provocó todo un alboroto entre miles de hispanohablantes luego de que Ignacio Bárcena publicara en su cuenta de Twitter un ejercicio de matemáticas hecho por su hijo de siete años.

En la solución propuesta por el niño, los números diez, noventa y ocho, ochenta y uno, sesenta y seis, y treinta ―estas fueron las cifras propuestas en el ejercicio― no se convirtieron en 10, 98, 81, 66 y 30 respectivamente. ¿Por qué? Pues el alumno interpretó el ejercicio basándose en el razonamiento de que al número 10 le sigue el número 11, al 98 el 99, al 81 el 82, y así sucesivamente. El profesor tachó su respuesta, y el padre señaló que “quien no lo ha entendido bien es el profe”.

El pequeño Jaime ―así se llama el niño― ha desatado sin querer una gran batalla gramatical entre muchos usuarios de Twitter, que se dividieron en dos bandos acerca de la interpretación del enunciado. La publicación de Bárcena se ha hecho tan viral que ya tiene más de 98.000 ‘me gusta’ y ha recibido más de 5.400 respuestas.

Hubo muchos que salieron en defensa del niño y destacaron la ambigüedad del enunciado. Entre los defensores también estuvo el famoso director argentino Juan José Campanella, quien ganó el Oscar por su película ‘El secreto de sus ojos’. “Es un genio tu hijo. Escribió literalmente los números “siguientes”, jaja”, comentó el cineasta.

Otros insistieron en que “se habla en plural” y se trata de “siguientes números, no el siguiente número o número siguiente”.

Con la amplitud de opiniones que generó la ingenua respuesta del niño de 7 años, hasta la Real Academia Española se unió a la discusión y dio su veredicto en la disputa desde la perspectiva lingüística.

“Tal como está redactado el ejercicio, la interpretación natural es que se escriban en cifra los números que se citan a continuación”, sentenció la RAE.

No obstante, al parecer los niños optan por la interpretación que resulta más natural para ellos. La hija de 6 años de otra usuaria de Twitter interpretó un ejercicio similar exactamente de la misma manera que Jaime.

Fuente de noticia

No hay comentarios