Compartir

Ya no queda nada para que la séptima temporada de ‘Juego de Tronos’ se estrene este próximo domingo 16 de julio. Más de un año ha pasado desde que la sexta llegase a su fin, por lo que algunos quizá no recuerden exactamente en qué posición quedaron los principales personajes que aún siguen con vida. En ellos hemos pensado a la hora de realizar este repaso a dónde se quedó la serie para que podáis poneros al día.

No nos olvidemos de que ‘Juego de Tronos’ ya superó el punto hasta el que habían llegado las novelas de George R. R. Martin, así que en este caso el referente absoluto es lo que pudimos ver en la serie de HBO. Os dejamos con nuestro “Anteriormente, en ‘Juego de tronos’…“, recordándoos antes que si no habéis visto el final de la sexta temporada, será mejor que no sigáis leyendo, porque hablaremos del mismo en detalle.

La reina Cersei

Daenerys Reina

Cersei había estado en una posición precaria durante gran parte de la sexta temporada, pero en el último episodio ejecutó su retorcido plan para deshacerse de todos sus oponentes, empezando por el Gorrión Supremo y acabando por Margaery. El fuego valyrio fue su gran aliado para hacer saltar por los aires el Septo de Baelor con todos los que estaban dentro.

Además, tuvo la oportunidad de vengarse de una forma diferente de Unella, la Septa que la había martirizado durante mucho tiempo, incluyendo el célebre paseo de la vergüenza de Cersei a modo de penitencia. Todo le había salido como había planeado hasta que Tommen se ve superado por lo sucedido y decide suicidarse.

De esta forma, se completa la profecía que Maggy había hecho en un flashback al principio de la quinta temporada en lo referente a sus hijos, pero aún falta por cumplirse un importante detalle incluido en las novelas que la serie de HBO prefirió obviar, al menos de momento. Lo último que supimos de Cersei es que era la nueva dueña del Trono de Hierro, pero tiene ante sí una gran cantidad de amenazas a la que hacer frente si quiere conservarlo.

Tampoco nos olvidemos de que Jaime Lannister ya estaba de vuelta tras haber conquistado Riverrun -marchándose de allí fue donde vimos por última vez a Brienne y Podrick– y haber estado brevemente en compañía de Walder Frey. Sobre todo merece la pena destacar que su expresión mientras Cersei era coronada delataba que no estaba muy satisfecho con la forma en la que su hermana y amante se había hecho con el poder.

La venganza de Arya

Arya Walder

Tras un duro proceso de entrenamiento con Jaqen que está a punto de costarle la vida cuando se niega a dejar que una actriz sea asesinada, Arya regresa a Westeros para aprovechar sus nuevas habilidades con el objetivo de completar su ansiada venganza. Por lo pronto ya logró tachar de la misma a Walder Frey, a quien cortó el cuello para posteriormente dejar que se desangrara, una muerte similar a la sufrida por Catelyn Stark en la boda roja.

Además, Arya también acabó con la vida de Black Walder y Lothar, preparando con los restos un pastel de carne a su padre. De su lista aún quedan con vida Cersei, Ilyn Payne, el ejecutor de Ned Stark, Gregor ‘La Montaña’ Clegane, convertido en una abominación tras su combate contra Oberyn Martell, Melisandre, por secuestrar a Gendry, y tanto Beric Dondarrion como Thoros de Myr, miembros de la Hermandad sin Estandartes, por entregar a Gendry a Melisandre.

Conviene pararse un momento en la Hermandad sin Estandartes, ya que cobró especial relevancia en la anterior temporada porque Sandor ‘El Perro’ Clegane se unía a ellos tras su reaparición sorpresa, ¿afectará esto último a Arya? Recordemos que ella le dio por muerto al final de la cuarta temporada y que acabó tachando su nombre de la lista, pero también que tras el tiempo que pasaron juntos, ella quería y no quería acabar con él.

Los descubrimientos de Bran

El sacrificio de Hodor no fue en balde y tanto Bran como Meera acaban llegando hasta el muro con la ayuda de Benjen, descubriéndose que un hechizo es el responsable de que los caminantes blancos hayan sido incapaces de traspasarlo, al menos por el momento. Por desgracia, eso también impide que Benjen pueda continuar con ellos, por lo que vuelven a quedar solos, aunque no del todo desamparados, ya que Bran reconoce que ahora él es el nuevo cuervo de tres ojos.

Tan importante como la situación de Bran es lo que descubrió al final de la sexta temporada, pues tuvo otra de sus visiones, la cual confirmó -el blog de la serie lo hizo poco después en caso de que quedase alguna duda por lo visto en el episodio- la teoría de que Jon es en realidad el hijo de Lyanna Stark y Rhaegar Targaryen. Eso le le convierte en sobrino de Daenerys y firme aspirante al Trono de hierro en caso de que llegue a descubrirlo.

No nos olvidemos tampoco de que el Rey de la Noche ya puede localizar a Bran tras tocarle durante una de sus visiones. Ese catastrófico error tuvo su primera consecuencia con la muerte del anterior cuervo de tres ojos, todos los hijos del bosque y el ya mencionado sacrificio de Hodor. Él consiguió escapar primero con la ayuda de Meera y potseriormente con la de Benjen, pero los caminantes blancos siguen al acecho…

Sam en la ciudadela

Sam

Tras la mala experiencia al volver a ver a su familia -y llevarse una espada de acero valyrio de los Tarly-, Sam acaba llegando junto a Gilly y su bebé a la ciudadela, donde tiene que poner al día al Archimaestre de lo sucedido en Castle Black y comenzar su entrenamiento para Maestre. Lo cierto es que nadie está esperando su llegada, pero acceden a que use la biblioteca antes de explicar lo sucedido. Eso sí, solamente le dan permiso a él, quien pronto queda anonadado ante lo que encuentra.

Jon, el rey del norte

Jon Rey

Tras derrotar a Ramsay Bolton en la sangrienta batalla de los bastardos, Jon Snow tiene que lidiar con varios problemas en Winterfell. El primero de ellos es el descubrimiento de que Melisandre ayudó a que Shireen fuese quemada vida. Davos pide su ejecución, pero Jon acaba optando por desterrarla al sur con la amenaza de matarla de colgarla si regresa, a lo que el propio Davos añade que sería él mismo quien acabase con su vida.

Aún más importante es la necesidad de que Sansa y él se mantengan unidos. Recordemos que ella ya le había tenido ciertos secretos en el pasado, pero parecía que iban a resolver sus diferencias hasta que Meñique hace acto de presencia. De hecho, no duda en revelar su deseo de hacerse con el Trono de Hierro y que Sansa sea quien esté a su lado, pero la hija mayor de los Stark no parece interesada en aliarse con alguien como él.

Las posibles divergencias llegan cuando Jon es proclamado por aclamación popular nuevo rey del norte. Todo empieza tras la propuesta formal de Lyanna Mormont, una niña de armas tomar, y el resto de antiguos aliados de los Stark acaban sumándose. No queda claro hasta qué punto eso le sienta bien a Sansa, quien es cierto que hace tiempo que aprendió a desconfiar de Meñique, pero también que ha aprendido más de una cosa de él.

Daenerys parte rumbo a Poniente

Daenerys al fin inicia su viaje hacia Poniente, no sin antes dejar atrás a Daario Naharis, oficialmente para que salvaguarde la paz en Meereen, aunque realmente es porque no puede llevar consigo a su amante. Futuras alianzas podrían requerir que se case con alguien y no estaría bien visto que él la acompañase -¿lo estará un posible regreso de Jorah si encuentra cura para la enfermedad que padece como ella misma le ordenó?-.

Además, su relación profesional con Tyrion se ha estrechado hasta tal punto que incluso ha mandado hacer una insignia para nombrarle la mano de la reina. Él mismo confiesa que toda su vida le habían vida que creyera en algo o alguien, pero que no ha sido hasta conocer a Daenerys cuando ha merecido la pena hacerlo.

Eso sí, Tyrion no es el único aliado con el que cuenta Daenerys, ya que tanto Theon como Yara se unieron a ella tras escapar de una muerte segura a manos de su tío Euron, el nuevo rey de las Islas del Hierro y cuyo propósito era construir una gran flota para conquistar a Daenerys en todos los frentes. La mera alianza de Daenerys con sus sobrinos ya lo ha echado por tierra, así que habrá que ver cómo reacciona el implacable Euron.

Además, su fiel Varys jugó un papel esencial para contar con el apoyo de Ellaria, que se la tiene jurada a los Lannister desde la muerte de Oberyn a manos de La Montaña, y Lady Olenna, ansiosa de venganza tras la muerte de Loras y Margaery a manos de Cersei. De esta forma, Daenerys ha conseguido unir a su bando a personajes con motivaciones muy variadas que ya veremos hasta qué punto encajan bien.

Fuente de noticia

No hay comentarios