Carlos Adames -El Caballo Bronco-.
Domingo Hernández
El dominicano Norbelto-Meneíto-Jiménez tuvo el pasado sábado una segunda oportunidad de disputar un campeonato mundial.
            Su rival de turno lo fue el inglés Khalid Yafai, actual monarca mundial supermosca -115 libras- versión Asociación Mundial de Boxeo –AMB- y la pelea fue celebrada en Providence, Rhode Island.
            Previamente, había disputado ese mismo campeonato en diciembre del 2014 ante el japonés Kohei Kono, en Japón.  Aquella vez el intento fue fallido porque los jueces protegieron al local y empataron la contienda, aún cuando el criollo mereció la victoria.
          En esta ocasión  frente a Yafai, el resultado fue aún más desafortunado, pues el quisqueyano sucumbió por puntos.
  Es prudente señalar que desde el principio se veía una empresa difícil para el dominicano, en razón de que, además de su incuestionable calidad y condición de invicto (subió con 25-0,15 nocauts), en Yafai su promotor, el también británico, Eddie Hearns, uno de los más influyentes del negocio, tiene cifradas grandes esperanzas de llevarlo a la élite del pugilismo.
            Jiménez, sin embargo, presentó una férrea oposición a Yafai, se entregó por entero en pos de lograr el triunfo, no obstante, no se pudo y finalmente Yafai se llevó la victoria por decisión unánime en 12 fragorosos asaltos.
            Para ser justos, de ninguna manera la votación de los jueces, a nuestro juicio, se compadece con lo que en verdad pasó  encima del ring. El jurado votó de manera exagerada a favor del inglés, al ver el combate de la siguiente manera:119-107, el juez Eddie Scuncio, 118-108, Nelson Vásquez, y 117-109 Lynne Carter.
            Es cierto que Yafai mereció el veredicto, en razón de que fue más efectivo que Jiménez durante gran parte del trayecto, pero la pelea fue más cerrada de como la vieron los jueces.
            Yafai dominó los primeros asaltos e incluso dio la impresión de que quería terminar temprano su compromiso y noquear. Empero, Jiménez hizo ajustes y a partir de los rounds intermedios,desarrolló una  mejor pelea.
            A nuestro juicio, influyó en la decisión del jurado, el hecho de que Yafai, quien salió como favorito, tumbó con un gancho de izquierda al dominicano en el último capítulo, aunque el quisqueyano se levantó de inmediato y siguió peleando como si nada.
            Fue un buen pleito, intenso de principio a fin, en donde Yafai impuso su ritmo, agresividad y potencia, ante la velocidad y tecnicismo del dominicano, quien fue, en todo momento, un digno retador pese a sufrir el revés,dicho sea de paso,  el primero en su carrera desde que su compatriota Rubén Vicente, lo derrotó el 30 de mayo del 2011, hace ocho años, luego de experimentar ocho derrotas consecutivas en sus primeros enfrentamientos.
Puede regresar…
            Para Jiménez, que ahora deja su marca en 29-9-4,16 nocauts, la derrota representa un duro golpe en sus aspiraciones de convertirse en campeón del mundo. Empero, a sus 28 años de edad, pese a ya ser relativamente un veterano, todavía está a tiempo de recuperarse y volver a recibir un nuevo chance titular e incluso, a lo mejor  ganar una diadema universal, con un poco de suerte.
            Yafai, de su lado, continua consolidándose como un campeón consistente, en razón de que ya suma cinco defensas exitosas.
            Su victoria le abre las puertas para futuros combates de mayor relieve, frente a hombres de la talla de: El mexicano Juan Francisco –El Gallo- Estrada, rey de la división avalado por el Consejo Mundial de Boxeo –CMB-, el tailandés Sor Rungvinsai, o el nicaragüense Román –Chocolatito-González, excampeones del mundo, así como el filipino Jerwin Ancajas, quienes forman parte de lo mejor  de ese casillero, entre otros.
            Asciende…
          En otro orden,   sigue en plano ascendente la trayectoria del dominicano Carlos Adames.
            Adames, a quien apodan “El Caballo Bronco”, venció por decisión en 10 asaltos el pasado viernes al norteamericano Patrick Day, en duelo escenificado en Temecula, California.
            Si bien no pudo noquear, como lo había hecho en sus  tres anteriores salidas, Adames se llevó una merecida victoria por puntos, en la que enseñó una vez más el potencial que posee.
            Aunque aún debe seguir aprendiendo y madurando como boxeador, se le vio depurado, preciso en su golpeo,paciente y determinado. El muchacho, que extendió su invicto a 18-0, con 14 triunfos por la vía del cloroformo, a la vez que retuvo el título norteamericano de los medianos junior -154 libras- va camino al estrellato y en cada uno de sus combates exhibe un mayor progreso. Su promotor, el afamado Bob Arum,norteamericano, lo lleva despacio, pero a pasos firmes. Es lo mejor que hace, pues no debe precipitarlo. A sus apenas 25 años de edad, Adames, quien se desenvuelve en una categoría competitiva,  tiene todo un mundo por delante. No lo pierdan de vista.ESQUINITAS-.Como pocas veces ocurre, varios dominicanos vieron acción en el boxeo internacional el pasado fin de semana. Además de los citados, otro que también peleó y ganó lo fue Claudio Marrero. Marrero, un excampeón mundial interino pluma, venció el sábado, en Houston, Texas, al joven mexicano Eduardo Ramírez por decisión en 12 asaltos. Un triunfo importante para un pugilista que,como Marrero, necesitaba una victoria urgente, tras su último revés ante Tugstsogt Nyambayar, de Mongolia en enero pasado…PARA QUE LO APRENDAS O LO RECUERDES:El venecido boxeador venezolano Edwin Valero logró 18 victorias consecutivas por nocaut en el primer asalto, marca sobrepasada por Tyrone Brunson.Valero,  exdoble campeón del mundo en pesos diferentes -ligero junior y ligero-​, en su carrera profesional ganó un total de 27 peleas sin derrotas. !Suena la campana!

Deja un comentario...