Compartir
Abogado Negro Veras.

Redacción/Caribbean Digital

Abogado Negro Veras.

SANTIAGO, República Dominicana.-

El jurista Ramón Antonio (Negro) Veras, padre del abogado José Jordi Veras Rodríguez, victima de un atentado el 2 de junio de este año por una banda de sicarios, cuestionó este jueves la debilidad del nuevo modelo penitenciario del país, debido a que desde una celda se planificó la tentativa criminal contra su hijo.
Veras afirmó que el hecho de fraguar desde la cárcel de Rafey, de esta ciudad,  la tentativita de asesinato contra Jordi, revela que el nuevo sistema penitenciario no cuadra para internos como Adriano Román.
En ese sentido, dijo que  se imponen nuevos mecanismos de seguridad ante reclusos o internos con comportamientos semejantes al de aquellos que han hecho del crimen por encargo un hábito.
Sostuvo que la tentativa de asesinato contra Jordi impone a la sociedad dominicana avocarse a tipificar, como elemento criminal nuevo en nuestra sociedad, el crimen de vicariato que entraña un concierto que va más allá de la asociación de malhechores pura y simple.
De igual manera, dijo que procede eliminar el no cúmulo de penal para casos de sicariatos.
Por otra parte, Ramón Antonio Veras criticó el comportamiento “indiferente” del Colegio de Abogados de la República Dominicana, ante el hecho criminal cometido contra uno de sus miembros.
Dijo que el rol que le correspondía asumir al gremio de los profesionales del derecho en el país lo han ocupado los medios de comunicación decentes de la nación.
“El móvil de la tentativa de asesinato contra Jordi fue por su lealtad como profesional del derecho defendiendo a Miguelina Llaverías contra Adriano Román y los otros que participaron en la tentativa de asesinato contra ella”, expresó en un comunicado entregado a los periodistas durante una rueda de prensa.
Veras dijo que el expediente del caso Jordi solamente estará completo cuando se dé por concluido el trabajo de la Fiscalía y la Policía Nacional, y la familia Veras esté convencida de que no hay ningún culpable que no esté sometido a la justicia.
Destacó que en el caso de Jordi Veras se comprobó que el trabajo coordinado, con alto sentido de dominio de la técnica de investigación policial y judicial apoyada en la alta tecnología, hace posible la obtención de positivos resultados para descubrir el crimen y hacer posible la estructuración de un expediente judicial sólido.
 “La sociedad dominicana y mi familia reconocen el trabajo, la dedicación y profesionalidad de los que han estado trabajando ahora, conjuntamente con la fiscal de Santiago, para solucionar seriamente el caso Jordi”, afirmó.

Desafío a sociedad
Negro Veras considera que el atentado criminal contra su hijo constituyó un desafío a las autoridades civiles y policiales, a los órganos investigativos del Estado y una amenaza directa a la seguridad ciudadana.

No hay comentarios

Deja un comentario...