Compartir
Tres de los cinco ejecutados en Santiago. Archivo.

Robert Martínez

Redacción/Caribbean Digital

Policía relaciona el hecho con muerte de español.

SANTIAGO, RD.-La ejecución a balazos, el pasado fin de semana en esta ciudad, de tres colombianos, un venezolano y un español estaría vinculada a la lucha que se libra, en lo que queda del diezmado Cártel del Cibao, por el control de las operaciones de este grupo de narcotraficantes.

Tres de los cinco ejecutados en Santiago. Archivo.

El empresario  Iván Tineo Paulino, quien  alegadamente dirigía a nivel internacional  este cártel junto a otros integrantes, guardan prisión por 157 paquetes de cocaína decomisados en Samaná el pasado 28 de marzo.

La revelación la hizo  una fuente muy cercana a las investigaciones que realizan una comisión de oficiales de la Policía y el Ministerio Público en torno al asesinato de los colombianos Carlos Arturo Pedraza  García, Serafín Alvarado Bautista y Héctor Elías Peña  García, así como del venezolano Silvio César Sánchez Monterrosa y el español Pablo Fanjul García.

La comisión la integran los generales Héctor García Cuevas y Ciriaco Núñez, directores de Investigaciones Criminales e  Inteligencia delictiva de la Policía, respectivamente, quienes se encuentran en Santiago, así como representantes del Ministerio Público. No se descarta que oficiales de la DNCD también se unan a las investigaciones, de acuerdo a la fuente.

Los tres colombianos y el venezolano fueron encontrados muertos por heridas de bala el pasado sábado en el segundo nivel de la vivienda número 3, de la calles Doctor José Herrera D., del residencial Cerros de Gurabo III, de esta ciudad.

Mientras que  Fanjul García fue ejecutado a balazos por desconocidos casi al mediodía del pasado jueves cuando caminaba por el parque E.León  Jimenes, de esta ciudad.

Fanjul García, había sido detenido en el 2002 con seis kilos de cocaína y deportado en el 2004 hacia su país España, dijo la Policía.

También, este extranjero era considerado en el mundo del narco como un experto preparador de ¨mulas¨ a las que cargaba de drogas para luego enviarlas a Estados Unidos o a algún país de Europa.

De acuerdo al informante, al parecer un poderoso cártel  mexicano también pretende controlar las operaciones que tenían a cargo los presuntos narcotraficantes dominicanos detenidos.

La Policía en un informe dijo que según las investigaciones preliminares las muertes de los colombianos, el venezolano y la del español, guardan relación.

Los oficiales y los fiscales adjuntos han llevado a cabo numerosos allanamientos, detenciones e interrogatorios con el objetivo de esclarecer este hecho que conmocionó a la sociedad de Santiago.

La fuente, que habló a condición de que no se le identificara, no descartó que se produzcan otras muertes relacionadas a los asesinatos de los extranjeros.

También, explicó que se cuenta con evidencias de que asesinos a sueldo (sicarios)  se encuentran en el país supuestamente procedentes de Colombia, para ejecutar otros asesinatos.

La lucha surgió, según la fuente, luego que la DNCD, la DEA y otros organismos del Estado asestaran un duro golpe al Cártel del Cibao, decomisándole 157 paquetes de cocaína en Samaná y capturando a sus principales líderes en el país como el empresario Iván Miguel Tineo Paulino, el abogado Fausto Ramírez Collado, Rey Ureña, Luis Álvarez y Martín Seguro Bezi, a quienes les fueron impuestas medidas de coerción.

Hasta esa,  las operaciones del referido cártel del narco habían sido exitosas ya que en los once meses anteriores logró enviar a Estados Unidos 1,000 kilos de cocaína en nueve embarques, utilizando a República Dominicana, las islas Turcas y Caicos, como  puentes.

La droga que enviaba  a Estados Unidos desde República Dominicana el diezmado y descabezado grupo de narcotraficantes pertenecía a poderosos cárteles  colombiano y mexicano, de acuerdo a lo informado.

Los investigadores dirigen las indagaciones por otras hipótesis como es la de un posible ¨tumbe¨ de droga a un grupo de peligrosos narcotraficantes que opera en Santiago.

No hay comentarios

Deja un comentario...