Compartir
Miguel Vargas. Archivo.

Servicios/Caribbean Digital

SANTO DOMINGO./ El presidente del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), Miguel Vargas, resaltó la noche de este martes que superado el proceso electoral, esa organización se apresta a hacer una firme y responsable oposición al nuevo Gobierno, que sirva para hacer efectivas reformas estructurales, urgentes y profundas, que contribuyan a relanzar el desarrollo económico, social e institucional del país.

Miguel Vargas. Archivo.

En un mensaje de valoración del recién concluido proceso electoral, Vargas expuso que esa organización mantendrá su coherencia,  y a través de su bloque congresual y el empuje de los gobiernos municipales, desplegará el grueso de sus acciones políticas.

En lo concerniente al Partido, explicó, nos abocaremos a la realización de una amplia consulta nacional que nos permita revisar todo el proceso recién transcurrido para hacer los ajustes metodológicos y estratégicos que culminen en un relanzamiento de nuestros programas de trabajos para hacer más eficientes y exitosas las acciones políticas de nuestra organización.

“Conocidos los resultados oficiales de la Junta Central Electoral sobre las elecciones del pasado domingo y aceptados por el candidato presidencial de nuestro partido de las elecciones recién pasadas, el PRD ratifica su reconocimiento a la demostración de civismo ofrecida por el pueblo dominicano en este proceso” expuso.

Expuso que la felicitación es especialmente dirigida a todo el electorado perredeísta, “que con la firmeza de nuestros votos blancos pusimos en alto la gallardía con que el PRD siempre ha sabido defender los valores representados en la bandera blanca de la esperanza nacional”.

Dijo que el proceso deja lecciones muy importantes para su partido, porque subraya la responsabilidad que les otorga el pueblo, de seguir siendo la principal fuerza política del país, condición alcanzada desde las elecciones del 2010, para mantenernos como el instrumento capaz de contener y evitar los excesos en que pueda incurrir el gobierno del Partido de la Liberación Dominicana, dado el control que ejercen en la mayoría de los poderes del Estado.

“Si bien las elecciones han mostrado avances significativos en nuestro sistema electoral, no es menos cierto que el proceso mostró vicios inaceptables para el nivel de desarrollo democrático a que aspira la sociedad dominicana y que nos supone la comunidad internacional”, expresó Vargas.

 

Agregó que el proceso evidenció la urgente necesidad de que entre la sociedad civil y la comunidad política concertemos en un plazo urgente, que bien podría ser el período de transición gubernamental, la aprobación de la nueva Ley Electoral y Ley de Partidos Políticos por la cual hemos venido propugnando, para que, definitivamente, nuestras elecciones queden revestidas de la transparencia y equidad que se debe tener en todo sistema democrático moderno.

“Reiteramos nuestro compromiso de seguir contribuyendo con el fortalecimiento de la institucionalidad democrática, la justicia social y la paz del pueblo dominicano”, concluyó.

No hay comentarios