Compartir

Un estudiante de 19 años llamado Artiom ha matado brutalmente este martes en Moscú a su exnovia Tatiana, de la misma edad, después de lo cual ha procedido a describir los espeluznantes detalles de su crimen en una red social, suicidándose a continuación. Según explica en el texto, los celos lo impulsaron a matar a la chica, con la que compartía piso.

El post del asesino, que contenía la dirección de su apartamento, llamó la atención de un internauta que alertó a la Policía, informa el portal Lenta.ru. Al llegar al lugar de los hechos, los agentes descubrieron los dos cadáveres.

“Hola chicos, me llamo Artiom y les quiero contar una historia sobre lo que ha pasado esta noche”. Así arranca el comentario de Artiom, en el que relata que estaba en la cocina cuando Tatiana llegó a casa, momento en que le lanzó una serie de puñetazos en la cara hasta que la chica cayó al suelo y empezó a sangrar por la boca. A continuación la intentó asfixiar hasta que perdió la consciencia, después de lo cual la violó “antes de que se volviera fría”. Tras no poder estrangularla, tomó un cuchillo y le cortó la garganta, aunque, como todavía podía sentir su pulso, la apuñaló dos veces entre las costillas, después de lo cual la violó otra vez y se puso a escribir el post.

“Es difícil matar a alguien”

“No me bastaron fuerzas físicas para asfixiarla rápidamente”, explica en el texto, conjeturando por ello que los humanos son “difíciles de matar”.

Asimismo, explica que le puso pantimedias en la boca “para no ver la sangre ni oír los sonidos extraños que su cuerpo seguía produciendo”, y que le ató la garganta con una cuerda que había comprado en una ocasión para practicar con ella una técnica de atadura erótica.

Asimismo, ha revelado que planeaba su crimen desde primeros de año, explicando a continuación el motivo que lo llevó a actuar así. “Estaba harto de escuchar sus explicaciones sobre por qué no quiere beber conmigo, y de ver cómo intenta flirtear con mi amigo ‘wannabe’, cómo hablan muy bien, y de darme cuenta de que soy demasiado diferente para que ella y yo tengamos relaciones en cualquier grado semejantes a estas”, escribió.

Una chica que conocía a Artiom ha publicado posteriormente un post en las redes en el que asegura que el joven ya llevaba mucho tiempo enamorado de Tatiana, que hace unos años incluso fueron novios, pero que ella lo dejó, después de lo cual él “sufría mucho” durante un periodo, aunque finalmente “volvió a sentirse normal”.

La autora del post también ha afirmado que “nunca podía imaginarse que sucediera algo así”, ya que Artiom parecía ser un chico normal y “todos” pensaban que él y Tatiana eran amigos.

El portal Lenta.ru también recuerda que Tatiana llevaba un grupo de la red social rusa VK.com, y que el pasado mes de noviembre dejó un post que “podría indicar indirectamente” que ella sufría depresión. En ese post la joven decía que “desde hace varios años” la vida le parecía “insoportable” y era “como un juego de horror sin fin, donde toda la gente solo quiere hacerte lo peor y la felicidad no existe en absoluto”.

Tras analizar el texto escrito por Artiom, el psiquiatra ruso Piotr Kaménchenko ha asegurado al portal ruso que el joven podría haber sufrido de un trastorno mental, acentuado por alcoholismo y toxicomanía.

Fuente de noticia

No hay comentarios

Deja un comentario...