Compartir
Militares dominicanos. Acento.com.do/Archivo

JULIAN HERRERA

De Acento.com.do

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Leonel Fernández hizo 38  generales y  contralmirantes en sus dos últimos períodos de gobierno, y casi igual número fue favorecido a los rangos de mayor general y vicealmirante. Estos altos oficiales permanecerán activos hasta por lo menos diez años más, protegidos por la ley en proceso de aprobación ante un posible retiro que dispusiera el presidente Danilo Medina.

Militares dominicanos. Acento.com.do/Archivo
Militares dominicanos.
Acento.com.do/Archivo

De los oficiales beneficiados con los ascensos,  pocos alcanzan los 30 años en las filas militares, tienen menos de 50 años de edad, y hasta estos momentos sólo han permanecido entre  dos y cuatro años en el rango.

Los últimos militares ascendidos a generales por Leonel Fernández fueron favorecidos apenas días antes de que el presidente Danilo Medina recibiera el mando. Asimismo, en ese grupo de generales pocos alcanzan los 25 años de servicio en las instituciones.

La Nueva Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas que está en proceso de aprobación en la Cámara de Diputados, fue elaborada por los más cercanos colaboradores militares del ex presidente Fernández, y protege del retiro a los generales con menos de 40 años en las filas y que no alcanzan los 60 de edad.

Leonel Fernández estructuró antes de su salida del gobierno unas Fuerzas Armadas con un cuerpo de generales joven, que le debe el favor político de sus ascensos, y que bajo el amparo de la nueva legislación gozará de la permanencia por los próximos ocho o diez años.

Además, el ex mandatario preserva en el Ejército Nacional a sus generales más cercanos, como Héctor Belisario Medina Medina y Medina, y Ramón Antonio Aquino García, porque mientras ocupen funciones no podrán ser retirados, conforme al proyecto de ley en proceso de aprobación.

La nueva Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas colocará en condición de retiro a casi 200 generales y a más de 7 mil coroneles, tenientes coronales, mayores y capitanes, que tienen entre 30 y 40 años de servicio.

En lo adelante habrá un general o almirante por cada mil soldados. Esto significa que sólo permanecerán activos 40 ó 45 en las tres instituciones castrenses (Ejército, Fuerza Aérea y Marina de Guerra) con todos sus departamentos y direcciones.

Sin embargo, el desmonte del aparato de generales militares podrá durar entre 5 a 6 años, según ha explicado el ministros de las Fuerzas Armadas, vicealmirante Sigfrido Pared Pérez.

Y esta lentitud del proceso, precisamente, se deberá al alto número de generales jóvenes dejados por Leonel Fernández, que no podrán ser retirados hasta alcanzar los 40 años en las filas o diez en el rango, conforme a lo articulado en la nueva legislación militar.

En las filas militares se comenta por lo bajo que “Leonel dejó todo amarrado, al igual que la conformación de las altas cortes judiciales, una  estructura militar que le favorece y que no podrá ser desmontada antes del tiempo de un eventual retorno al poder”.

El ministro de las Fuerzas Armadas ha propuesto que en lo adelante por cada oficial ascendido al rango de general, tres serán puestos en condición de retiro.

Así no se detendrá el escalafón y se permitirá que los jóvenes oficiales puedan obtener a tiempo, en base a sus méritos y desempeños, los ascensos correspondientes.

Dentro de las FFAA se preguntan  ¿quiénes sobran en las instituciones militares?  ¿Los que tienen más de 35 años en las filas y que cumplieron con los requisitos para ostentar el rango superior o aquellos que fueron promovidos con apenas 22 y 25 años de servicio y menos de 40 de edad, violando la Ley Orgánica vigente?.

El entonces presidente Leonel Fernández violó esa ley, y por eso coroneles con apenas dos y tres años en el rango fueron promovidos a generales, recomendados por políticos del oficialismo  o por algún jerarca militar bien “enllavado”.

Generales a granel

Sigfrido Pared Pérez, ministro de las FFAALas cifras oficiales atribuyen al Ejército Nacional el número de 93 generales activos, 23 a la Marina de Guerra y 41 a la Fuerza Aérea Dominicana, para un total de 157 generales y almirantes.

De estos oficiales  54 están sin funciones y 103 ocupan posiciones  de gerencia o mando dentro de las entidades militares, según ha revelado el almirante Pared Pérez.

El proyecto de Ley Orgánica de las FFAA, que ya fue aprobado en el Senado y que está en la Cámara de Diputados,  establece además que  el rango de general activo se ostentará sólo durante 10 años. Al alcanzar ese tiempo el general deberá ser puesto en retiro de manera automática, a menos que al cumplir los 10 años el alto oficial se encuentre ocupando una función de mando.

La legislación aplica por igual a los oficiales coroneles, para los cuales se establece que al cumplir 25 años en las instituciones su retiro será voluntario, y a los 58 de edad será obligatorio.

En los cuerpos armados permanecen activos 4 ex ministros y 12 jefes de Estado Mayor cesantes que sirvieron como militares a “las Fuerzas Armadas  de Leonel Fernández”,

De esa cifra, apenas tres generales tienen funciones asignadas, los demás están en sus casas o en actividades particulares de sus instituciones castrenses.

Otros cambios en la nueva ley

La nueva ley obliga a que cuando un general termine su mandato como ministro de las Fuerzas Armadas pasará automáticamente a retiro.

Además, el jefe de la institución lo será el ministro, y se crea el puesto de Comandante General del Estado Mayor Conjunto de las FFAA, quien será el número dos al mando, posición superior al de los viceministros.

La legislación  cambia  de nombre al  Ministerio de las Fuerzas Armadas, que en lo adelante se llamará Ministerio de Defensa de las FFAA. La Marina de Guerra será nombrada Marina Armada Dominicana  y el Ejército Nacional cambiará por Ejército Dominicano.

También quita la exclusividad militar para ocupar la función de ministro. En lo adelante un civil pude desempeñar ese puesto, como se estila en otros países.

Los ascensos militares y restricciones

Para ser ascendido de rango será necesario para el militar tener la antigüedad correspondiente, tener la actitud en el grado que permita ver su buen  desempeño para el rango a ser promovido.

Un coronel podrá ser llevado a general de brigada  luego de cumplir  4 años en el rango, y un general de brigada pasaría a la categoría de  mayor general tras cumplir no menos de tres años en el rango.

Los oficiales subalternos y alistados también deberán de haber cumplido 4 años en el rango, entre otros requisitos.

Restricciones

La nueva legislación militar ratifica las restricciones actuales a sus miembros en varios aspectos:

Los cadetes y guardiamarinas seguirán sin poder contraer matrimonio durante su entrenamiento en la academia, los militares activos continuarán sin poder afiliarse a partidos u organización política ni ejercerán el voto electoral.

El ingreso a las filas militares

El ingreso a las instituciones castrenses sufrió modificaciones. En lo adelante  los alistados podrán ingresar solo si tienen  de 18 hasta los 23 años de edad, en la anterior legislación se exigía una edad mínima de 16 años.

Anteriormente los aspirantes a cadetes y guardiamarinas podían  ingresar a la academia militar a los 16 años de edad hasta los 21 años cumplido antes de la fecha de ingreso, pero en esta legislación no especifica la edad para el ingreso.

En el caso de los profesionales de las diferentes ramas que aspiren a ingresar a las filas militares, la ley actual exige haber cumplido los 18  años edad y tener no más de 35 años.

No hay comentarios

Deja un comentario...