Compartir
Dr. Arcenio Estévez Medina.

Dr. Arcenio Estévez Medina

Especial/Caribbean Digital

SANTIAGO, RD.- En muchos países del mundo se ha conseguido una reducción importante de la cantidad de niños que se esperaba empezaran a fumar y del número de fumadores que han dejado de hacerlo gracias al efecto de las campañas realizadas con letreros e imágenes que explican sobre los daños producidos por el consumo del tabaco.

Dr. Arcenio Estévez Medina.
Dr. Arcenio Estévez Medina.

Los mejores ejemplos de la efectividad de estas iniciativas son los resultados obtenidos por Canadá y Brasil donde la gente ha profundizado su nivel de consciencia sobre los males producidos por el tabaquismo.  En esas naciones las personas han aprendido sobre las ventajas ambientales, de salud y económicas de no consumir tabaco.  Así como también la responsabilidad que tienen los fumadores de proteger a los no fumadores.

Aumentar los impuestos a los productos del tabaco reduce la demanda.

Muchos países han aumentado el impuesto a los productos del tabaco y esto ha logrado disminuir el consumo.  Se ha determinado que el incremento del 10 por ciento a los impuestos ha producido una reducción de un 8 por ciento en el consumo de tabaco en los paises calificados de ingresos bajos y medios y un 4 por ciento en los de ingresos altos.  Esta medida, junto a la prohibición de la publicidad de los productos del tabaco, son elementos de mucho valor en la lucha contra el tabaquismo, han salvado muchas vidas y evitado dolor a la humanidad.

El compromiso de la Organización Mundial de la Salud en la lucha contra el tabaco.

La OMS ha contraído el compromiso de contribuir a la lucha mundial contra el consumo de tabaco.  El Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco entró en acción en febrero de 2005.  Desde entonces se ha convertido en uno de los tratados más ampliamente adoptados en la historia de las Naciones Unidas y lo mejor de todo es que fue  firmado por la mayoría de los países del mundo.  Este documento es la herramienta de mayor contundencia y menores debilidades en la difícil lucha por el control del consumo de tabaco.  Está basado en el derecho que tienen las personas a vivir y disfrutar el nivel más elevado posible de bienestar y a estar siempre aspirando a superarlo, venciendo los obstáculos que se opongan a esto, como el caso del tabaco.

En 2008 la OMS introdujo un conjunto de medidas encaminadas a combatir el consumo de tabaco y ayudar a los países para aplicar el Convenio Marco de la OMS.  Conocidas por su acrónimo, MPOWER, estas medidas han recibido la calificación de  muy efectivas en cuanto al control del tabaco se refiere.  Cada medida corresponde por lo menos a una disposición del referido Convenio.

No hay comentarios

Deja un comentario...