Compartir
Dirigente Johan Balbuena.

Servicios/Caribbean Digital

El Movimiento juvenil La Multitud consideró que las autoridades dominicanas han sido negligentes para reaccionar frente a la tragedia que embargó a Sabana de la Mar y al país durante este mes y que provocó más de 50 muertos y una decena de desaparecidos.

Dirigente Johan Balbuena.

Según La Multitud, cuyos miembros en Sabana de la Mar participaron junto al resto del pueblo de las labores de rescate y de apoyo a los familiares de las víctimas, durante todo el proceso no aparecieron en la comunidad costera autoridades a nivel del Gobierno Central que ayudaran a las autoridades locales a enfrentar la tragedia.

Según los jóvenes, esta fue el principal drama humano que ha afectado la comunidad de Sabana de la Mar, a cuyas playas llegaron los primeros cadáveres, de los cuales continúan apareciendo aun a más de una semana del hecho.

“Si esta tragedia hubiese ocurrido en otro país, hasta el Presidente mismo se hubiera desplazado a la zona del desastre, pero al parecer, él, como todo el Gobierno Central se encuentran muy ocupados en la campaña”, afirmó Johan Balbuhena, vocero de los jóvenes.

“Los viajes ilegales son la muestra más gráfica de la terrible situación que vive el país, producto del abandono estatal, y en particular del Modelo Neoliberal que ha destruido la economía local y el campo, lo que hace más atractivo morir en las fauces del Mar Caribe, que morir desempleado y de hambre en tierra firme”, sentenció Balbuena.

Para los jóvenes, el Gobierno ignoró la tragedia para minimizar su responsabilidad y no afectar la campaña electoral, lo que a su juicio es un crimen de lesa humanidad.

Según La Multitud, los que han Gobernado el país son verdaderos culpables de los viajes ilegales, pero las autoridades de turno ni siquiera cumplieron con su papel de socorrer a las víctimas y sus familiares, abandonándolas a su suerte.

Los jóvenes llaman a la población a organizarse para generar los cambios sociales que puedan evitar que estas tragedias se repitan.

No hay comentarios