La corrupción está destruyendo a la República Dominicana.

 José Alfredo Espinal

caribbeandigital@gmail.com

SANTIAGO, RD.- La oposición política ha sido incapaz de detener la maquinaria del Partido de la Liberación Dominicana (PLD). El éxito del Gobierno morado ha radicado en la pobre oposición que ha tenido de frente en las últimas elecciones. El liderazgo peledeísta ha ido en decadencia, pero la torpeza de sus contrarios lo mantiene aún en la cima.

Sin embargo, la hartura de poder y la acumulación de riquezas ya resulta demasiado para los moraditos. Todo esto ha traído como consecuencia que como la oposición no lo ha logrado, el propio PLD parecería que se está auto destruyendo.

Los escándalos de corrupción que salpican a importantes funcionarios del gobierno peledeísta, ex funcionarios y figuras emblemáticas del alto mando del partido están haciendo el trabajo que la oposición política no puede.

El Gobierno está renuente a aceptarlo y el propio PLD también.

Pero además de los escándalos de corrupción donde los sobornos de Odebrecht llevan la voz cantante, el PLD también se tambalea con las luchas internas, entre los danilistas y los leonelistas. Los de Danilo intentan otra reelección para mantener el control, pero los de Leonel no quieren que le jueguen otra broma pesada.

Mientras Leonel y Danilo se debaten a “muerte”, por la candidatura presidencial del PLD, otros ya sueñan con la Presidencia. Francisco Domínguez Brito, Carlos Amarante Baret, Andrés Navarro y hasta el exdiputado Carlos Peña, aspiran a la “Ñoña”, en el 2020.

A pesar de las decenas de cuestionamientos por asuntos de corrupción e impunidad, la crisis económica y los problemas delictivos, el PLD aún tiene el carril de adentro para quedarse en el poder. El control absoluto del Congreso, el poder judicial, y sus poderosos cuartos habidos y por haber, son sus principales armas de pelea.

Todo eso, acompañado de un pueblo ignorante que todavía aplaude cuando llega la luz, que celebra cuando después de décadas le asfaltan una calle o que dan rodillas y toman un rosario porque le ofrecen un bono de comida y gas propano, no puede sorprender  a nadie si el PLD se mantiene por otro largo tiempo en el Gobierno.