Compartir
La jueza de la Instrucción Margarita Cristo.

Caribbean Digital

SANTO DOMINGO. La jueza de la Instrucción Margarita Cristo anunció este martes su inhibición del conocimiento de la solicitud de nulidad del procedimiento investigativo en contra del exministro de Obras Públicas, Víctor Díaz Rúa, y el sometimiento penal en contra de la fiscal del Distrito Nacional, Yeni Berenice Reynoso.

La jueza de la Instrucción Margarita Cristo.
La jueza de la Instrucción Margarita Cristo.

La magistrada depositó una querella penal por ante el procurador General de la Corte de Apelación, José Sepúlveda, en la que acusa a Reynoso del delito de ultraje a funcionarios públicos en detrimento de ella.

Cristo, quien actuó como suplente del Quinto Juzgado de la Instrucción para conocer la solicitud de Díaz Rúa, pide al Procurador de la Corte dirigir una investigación y practicar las diligencias pertinentes y útiles para determinar la ocurrencia del hecho punible y su responsable en este caso.

Asegura que la funcionaria incurrió en ultrajes y violencia verbal en audiencia en contra de la autoridad pública, delitos que dice son sancionados por el Código Penal.

En la querella, que se hace representar por los abogados Carlos Balcácer y Frank Reynaldo Fermín, establece que la funcionaria, al momento de concedérsele el turno para hacer uso de la palabra, y dar fundamento a una recusación oral en su contra, el viernes pasado, profirió imputaciones como que alegadamente la sentencia estaba hecha.

Asimismo, que la magistrada supuestamente llamó por teléfono a una fiscal para hablar por un imputado de violencia de género, que luego puso en libertad, que fue designada para que hiciera una sentencia favorable. También detalla que le imputó hacer recibido US$2 millones en el caso de Figueroa Agosto, y en varias ocasiones haber incurrido en presuntos actos de corrupción.

La jueza dijo que como consecuencia del querellamiento penal en contra de la fiscal, procede a inhibirse del conocimiento de la resolución de peticiones hechas por Díaz Rúa. “Porque ciertamente la situación penal que voy a encarar en contra de la Fiscalía del Distrito Nacional, y en contra de la licenciada Yeni Berenice Gómez, entonces tienen que dar lugar a mi inhibición en este momento”.

Advirtió que ese querellamiento penal no es más que poner en alto los 25 años que tiene en el Poder Judicial, y “una carrera impecable, intachable, conocida por todos los sectores judiciales”.

“Y no es verdad que los jueces en este momento de la historia vamos a permitir que por pasiones y por cuestiones personales, por intereses personales de una representante de uno de los poderes del Estado, del Ministerio Público afecte realmente la transparencia de la justicia por la que tanto hemos luchado”, proclamó.

Manifestó que la Fiscal tendrá que probar que ella tenía una sentencia pre elaborada con relación al caso de Díaz Rúa.

El procurador

Mientras que el presidente de la Suprema Corte de Justicia y del Consejo del Poder Judicial, Mariano Germán Mejía, dijo que la Fiscal del Distrito no ha ponderado denuncia en contra de la jueza.

En tanto, el procurador General de la República, Francisco Domínguez Brito, afirmó que el Ministerio Público estará representado en el caso de Díaz Rúa, tras defender la trayectoria de Reynoso, por ser “una magistrada seria, honesta, trabajadora, que merece el mayor de los respetos por parte de la Procuraduría General de la República”.

Afirmó que en el caso de Díaz Rúa, el Ministerio Público sólo persigue buscar la verdad. “Identificar si hubo tipo penal, y tratar de ser justo en cada una de las decisiones”.

Considera que no debe haber impunidad en un caso donde existan elementos de pruebas que comprometan la responsabilidad penal de alguien. La magistrada intimó al Procurador de la Corte, superior inmediato de la Fiscal del Distrito, para que represente el Ministerio Público, luego de que la Fiscal abandonara la audiencia.

La Fiscal anunció que acudirá a la instancia que se le requiera, y que constituyó como abogados a José Lorenzo Fermín y Laura Acosta.

Presidente de la Suprema Corte de Justicia

El magistrado Germán Mejía declaró que “no tengo ninguna denuncia formal ni ninguna querella”. Asegura que en algún momento, de manera verbal, Reynoso le “habló de algo”, pero no ha recibido denuncia formal, por lo que de manera oficiosa abrió una investigación, que está a cargo de inspectoría. “Con relación a lo que ha ocurrido, yo no tengo ninguna declaración, porque eso liga al Estado con una persona privada, y no puedo emitir opinión sobre un caso que está en los tribunales”.

Diario Libre

No hay comentarios