Compartir
Hipólito Mejía, expresidente dominicano. Archivo.

Caribbean Digital

SANTO DOMINGO, RD.- Hipólito Mejía, ex presidente  de  la República, confirmó que tiene evidencias  concretas  y ciertas de  un pacto concertado y ejecutado  entre el ingeniero Miguel Vargas Maldonado  y el Presidente Leonel  Fernández,  contra  su candidatura en el pasado proceso electoral, parte de las cuales,  son harto conocidas  por el pueblo dominicano  y otras que serán dadas a la luz pública a medida que pase  la historia, la cual juzgará en su justa dimensión a los protagonistas.

Hipólito Mejía, ex candidato presidencial del PRD. Archivo.

Dijo que el PRD ganó las elecciones pasadas, pero que  Leonel Fernández encabezó una componenda,   que incluyó la

participación del entonces presidente del  partido  para robarse esas elecciones  con el uso abusivo del dinero del Estado, del poder, de usar los militares y policías a favor del candidato del gobierno, señalando que de ahora en adelante se verán  las consecuencias funestas del dinero mal gastado en el proceso electoral  por  el Presidente Fernández,  cuyo déficit fue aumentado a más  100 mil millones de pesos, los cuales deberán ser pagados por el pueblo con medidas que tomará el próximo gobierno.

Resaltó que, vista la  injerencia irrespetuosa de Leonel Fernández, quien ha querido castrar  la  vida institucional  del  PRD, como lo hizo con el  Reformista Socialcristiano, violentando los elementales principios democráticos, han surgido  propuestas de varios sectores internos  y externos al partido, con la finalidad de buscarle  solución  al impasse que atraviesa  la organización,

Expresó  que “El  PRD es un partido de esencia democrática,  algo que nos enseñó el doctor Peña Gómez, donde las cosas se discuten, escuchando el parecer de sus miembros, aunque en los últimos años no se ha hecho así, el partido sigue siendo una organización democrática por su origen sociológico y su praxis política”, resaltando que  aquí nadie es dueño de la verdad absoluta, por eso,  yo he participado mas como impulsor de esa discusión en los organismos partidarios y no castrar  el crecimiento de los valores nuevos que deben surgir”

Al  comparecer  en el programa  Matinal de  Telemicro, donde fue entrevistado por  los periodistas  Persio Maldonado, Domingo del Pilar y Laura Castellanos,  Mejía negó que la lucha dentro del  PRD se circunscriba a un enfrentamiento  entre él  y Vargas Maldonado, visión que atribuyó a la prensa nacional, sino que es una lucha entre el partido y un hombre que se  ha querido atribuir todos los poderes, violando los estatutos e  irrespetando  los demás organismos   partidarios.

Manifestó que en el PRD coexisten muchas tendencias,  muchas opciones que creen que pueden ser presidentes, algunos con mucha  más fuerza que Miguel Vargas Maldonado,  y  considera que no se le puede castrar,  por ser parte de la democracia interna  y lo que le da vida dinámica a la organización  para luchar por los intereses del pueblo dominicano.

Considera  que cualquier solución a la situación del partido debe ser  a través de las autoridades orgánicas de la organización que representan Andrés Bautista, Orlando Jorge Mera Geanilda Vázquez, Janet Camilo  y los demás encargado de las secretarías  y departamentos, aunque él sea una figura  preponderante  por haber sido el candidato, no  pondrá obstáculos para el entendimiento, como  se lo ha hecho saber  a los diferentes    sectores  le han consultado  para posibles mediaciones, como  fue Luis Abinader quien le  presentó la posibilidad de  Agripino Núñez  Collado, la del grupo de  Peggy Cabral,  Eligio Jaquez, Neney Cabrera y otros que buscan mediar.

Entre esas salidas propuestas están:  el plebiscito, la celebración de la Convención ordinaria, la cual señalo, deberá  llevarse a cabo en mayo del  2013, debido a que nadie puede sobrepasar los cuatro años que establecen los estatutos para el mandato de las autoridades.

Dijo estar abierto a cualquier dialogo para viabilizar  la realización sin traumas de los eventos internos que deberán celebrarse para  que la organización desarrollo su programa y sus planes con miras a desarrollar una oposición como deber hacerla frente al a gobierno del  PLD-

Resaltó que no ve forma de sentarse a conversar con Miguel Vargas Maldonado, ya que durante la campaña uso más de 20 formas que resultaron infructuosas,  de establecer un dialogo con él incluyendo  la  mediación de sus hermanos, del ex presidente panameño, Martin Torrijos, de la dirección del partido, de  24 ex senadores, de empresarios, de Hatuey  Decamps, compadre  des veces  de Vargas.

Expresó  que el  llamado  pacto  de “ Las Corbatas Azules”  fue un grave error de  Miguel Vargas Maldonado, firmado  contra los estatutos del  PRD, cuyos resultados le pesarán gravemente al país,  pues perpetuó el poder de un hombre, en este caso de Leonel Fernández,  en todos los organismos del  Estado, reafirmando que  a él fue  a quien primero el  Presidente Fernández  le propuso, lo  que rechazó, por que comprendió que este perseguía  eternizarse  en el poder, castrando  el surgimiento de nuevos valores que fortalecerían a su entender,  la democracia dominicana.

Reiteró que no será conflicto para la salida que busquen los organismos  competentes al futuro del partido,  resaltando que para llegar a la realización de los eventos institucionales debe haber un  entendimiento entre sus miembros, a lo que está dispuesto participar  para coadyuvar a definir las reglas sobre las cuales deben regirse esos eventos.

Entre esas reglas  están  la definición de un padrón propio  como  lo pidió en la Convención que lo eligió candidato,  argumentando que, quien se opuso al Padrón cerrado fue el propio Vargas Maldonado, también debe definirse que la Convención debe hacerse en el periodo que indican los estatutos, signando a Mayo como el mes de realización, recordando  Miguel fue  juramentado como presidente en un acto celebrado el 19 de  Julio del 2009, en el Club Sans Souci, a partir de cuando inicio a dirigir los demás procesos internos de la organización.

“Hacer un padrón no es cosa difícil, con disposición, apertura, recursos y transparencia se puede hacer en dos meses, lo que debe hacerlo el partido, sus instituciones, como debe ser, a través de la Secretaria de Organización  y la Electoral fundamentalmente, ya que considera, que  el presidente del  partido, quien fuera, no es el dueño de la organización, sino  sus bases y  expresadas vías  sus organismos correspondientes, como a veces hacen creer los medios de comunicación.

Lamentó que el partido esté  cerrado con cadenas y candados,  actitud que desdice mucho del espíritu democrático  y abierto  de la organización, al  tiempo que pasó a  informar que en plena campaña electoral tuvo que pagas más de 200 millones de pesos de hipotecas que tenía el local Nacional  contratadas por el propio Miguel   Vargas.

Dijo que cedió a Miguel Varas Maldonado todo lo que le solicitó a excepción de la garantía de la presidencia del partido hasta mas allá del 2016, debido a que no estaba en su poder, ya que violentaba los principios democráticos del partido e irrespetaba sus normas.

Negó que directamente  Miguel Vargas le solicitara  la candidatura vicepresidencial, afirmando que, quien le cuestionó sobre si podría incluir dicho cargo en una negociación fue Martin Torrijos, a lo que respondió que no le gustaría, porque ya había hecho un compromiso con Luis Abinader  y no quería trasmitir el mensaje de que violentaba sus propios pactos.

Sin embargo, confirmó que algunos dirigentes del proyecto  Miguel Varas lee pidieron cargos para cuando llegaran al gobierno, como condición para su integración a la campaña, a lo que se negó, considerando que antes de ganar, ningún cargo estaba seguro, por lo que le sugirió a esos que debían trabajar para el  triunfo y así  garantizar esos cargos a que aspiraban.

Sobre  sus posibles relaciones con el próximo gobierno, manifestó  que no ha felicitado al Presidente Electo ni lo va a felicitar por considerar que su victoria no fue limpia, fue sobre el uso abusivo del poder, arrebatándole un triunfo al partido blanco, por lo que no está dispuesto  a reconocer que perdió limpiamente el proceso electoral pasado, independientemente  de su amistad con Danilo Medina, a quien respeta como persona.

Dijo que aunque Danilo Medina no fue el auspiciador, si fue coadyuvante a la realización de ese robo electoral.

Sin embargo, prometió no ser un obstáculo, ni hostilizar la gestión de gobierno, mostrándose de inmediato dispuesto a colaborar como ex presidente de la República, tomando en cuenta que con ello está colaborando con el desarrollo del pueblo dominicano, pero para eso esperará que se defina el curso que tomará el próximo gobierno.

Resalto  que esa es una repetición de su conducta, la  cual le ha permitido establecer una buena comunicación con todos los grandes líderes del país, como  Joaquín Balaguer, Juan Bosch, José Francisco Peña Gómez, Jacobo Majluta, los dignatarios de las iglesias, lo que indica que siempre ha sido una persona de dialogo fructífero.

Valoró como positivas las gestiones del presidente  electo con  los gobiernos de Colombia  y Brasil,  al considerar que la experiencia colombiana  sobre la seguridad vendría muy  bien iniciar a apliacarlas en el país, ya que a ellos les dio buenos resultados y aquí se necesitan con urgencia.

De  las gestiones con Brasil  dijo que no son nuevas, ya que firmas importantes han estado trabajando  eficientes proyectos en el país desde hacen varios años por lo que considera que muy bien  el país podría ser beneficiado en el caso energético, pero con  reglas claras, trazadas por el país,  no impuestas desde fuera.

Dijo esperar que todas esas gestiones creen las condiciones para cambiar  la situación actual del sistema eléctrico, con cuyas condiciones de precios,  productividad, ineficiencia comercial y pésima distribución, se pueden continuar,  reafirmando que espera  la actitud del nuevo gobierno en esos  y otros  temas neurálgicos en la vida de los dominicanos.

Reiteró que siempre que sea necesario, prestará  su concurso, previa autorización de su partido y de manera transparente al próximo gobierno, siempre que sea en beneficio del país, pero afirmó y que nunca sea en  las oficinas del Palacio  de Gobierno, donde no acudirá nunca, ni acompañado de funcionarios señalados   como corruptos.

Resaltó que cualquier conversación del partido, si así lo planteara el presidente electo, debe hacerse a través de los organismos de dirección partidaria y no de persona alguna, afirmando que se acogerá  disciplinadamente a lo que diga el partido.

Dijo que espera  el inicio del desenvolvimiento del gobierno respeto a la corrupción, la institucionalización de las funciones públicas  y  el sometimiento de los funcionarios  a las leyes y la Constitución.

Sobre las reformas pendientes, también espera que el partido de gobierno y el licenciado Danilo Medina como presidente de la República, tomen la iniciativa sobre la necesaria  aprobación de la Ley de Partido Políticos,  la de  Garantáis  Electorales  y otras  que ameritan el país, para las cuales el PRD presentará sus  propuestas en el debido momento.

No hay comentarios

Deja un comentario...