Compartir
El Subsecretario del Departamento de Estado de los Estados Unidos del Buró Internacional para Asuntos de Narcóticos y el Cumplimiento de la Ley, William R. Brownfield.

Por Rose Mary Santana

Especial/Caribbean Digital

El Subsecretario del Departamento de Estado de los Estados Unidos del Buró Internacional para Asuntos de Narcóticos y el Cumplimiento de la Ley, William R. Brownfield, indicó que en los “próximos años, de no tomarse los correctivos de lugar, esto pudiera agravarse”.

Miami, Florida.-El Subsecretario del Departamento de Estado de los Estados Unidos del Buró Internacional para Asuntos de Narcóticos y el Cumplimiento de la Ley, William R. Brownfield, se refirió a la situación de la República Dominicana en torno al auge alcanzado por el narcotráfico, indicando que en los “próximos años, de no tomarse los correctivos de lugar, esto pudiera agravarse”.

El Subsecretario del Departamento de Estado de los Estados Unidos del Buró Internacional para Asuntos de Narcóticos y el Cumplimiento de la Ley, William R. Brownfield.

Afirmó el alto funcionario del Departamento de Estado que “el país pudiera confrontar una situación similar a Colombia y México en términos de expansión del narcotráfico, con miras hacia el futuro”, según explicó el Secretario de Estado Adjunto.

Brownfield, quien se encuentra en Miami para sostener encuentros con varios embajadores de países de América Latina y El Caribe, así como con funcionarios de Washington y militares del Comando Sur de los Estados Unidos, emitió sus declaraciones una conferencia de prensa especial realizada por el Departamento de Estado en la sede central del Comando Sur.

Entre los temas a tratar en las reuniones, Brownfield, tocará aspectos importantes en relación a la seguridad fronteriza, trasiego de drogas en América Central y El Caribe, así como también la cooperación bilateral entre las naciones del hemisferio para enfrentar el narcotráfico, la delincuencia y el crimen organizado. Reiteró que “es inevitable que la República Dominicana confronte este problema en una manera masiva”.

“Lo que debemos hacer en este momento, no es tomar dos o tres años de vacaciones hasta que tengamos esta crisis, al estilo Colombia en los años 1990, México en el año 2006-2007, América Central. Creo que debemos usar este período para establecer mecanismos de colaboración y las infraestructuras que podemos utilizar en el momento necesario”, expresó el alto funcionario del gobierno de Estados Unidos.

El Caribe como ruta alternativa para el trasiego

Empero, señaló en no coincidir con los que aseguran que en este momento El Caribe está  bajo una presión enorme de las organizaciones traficantes de drogas, pero que en el futuro, “los narcotraficantes estarían buscando que El Caribe sea la nueva ruta de operaciones”.  El funcionario además valoró los logros alcanzados por sus autoridades en materia de control del narcotráfico en la región.

“La razón para mi respuesta es que creo que la evidencia en estos momentos sugiere que la gran mayoría abrumadora del producto (droga) que pasa desde América del Sur, hacia por lo menos los mercados en el Norte, pasan por América Central y México y no por El Caribe”, según dijo el Subsecretario Brownfield.

El Subsecretario de Estado William R. Brownfield, fue reiterativo en señalar que “en dos o tres años, la situación pudiera cambiar y es totalmente lógico, ya que en estos momentos estamos dedicando más recursos a América Central, estamos finalizando nuestros esfuerzos en México”, según sostuvo.

Entonces, añadió “en dos o tres años los narcotraficantes van a buscar nuevas rutas y nuevas maneras para enviar sus productos al mercado en América del Norte y en Europa Occidental. Cuando esto ocurre, la lógica dice que vuelven al Caribe”.

Destacó además que “la región de América Latina ha tenido grandes logros en su lucha contra el tráfico de drogas, aunque no en su totalidad, ya que hay algunas excepciones como en cualquier parte del mundo.

Afirmó que “América Central es víctima de su situación geográfica y también de los éxitos”. Puntualizó que en estos momentos, El Caribe no es la zona principal para el movimiento de la droga ilícita. Pero según su punto de vista, los mercaderes de la droga, estarían buscando de nuevo utilizar la ruta del Caribe como principal puente para el narcotráfico internacional.

Gobiernos imperfectos

Brownfield, dijo durante la entrevista que “ningún gobierno es perfecto, ya que tienen sus vulnerabilidades, en lo que algunos pudieran estar dispuestos a colaborar con esfuerzos y organizaciones criminales”. Añadió al respecto que “algunos gobiernos tienen más que otras, sin duda alguna, pero que sepa yo, no se de ningún gobierno que haya hecho pública su alianza con organizaciones criminales”.

“Hay que tener una política que permita la más activa colaboración posible para erradicar este mal, como por ejemplo la que ha tenido Colombia con los Estados Unidos, la cual ha producido beneficios, logros y éxitos para sus 46 millones de ciudadanos colombianos y 310 millones de norteamericanos, porque la colaboración es casi total”, afirmó el Secretario William R. Brownfield, durante la conferencia de prensa.

En relación a la cooperación de países como Cuba y Venezuela para combatir el tráfico de drogas, indicó que con “algunos  países, la colaboración no es tan positiva y lo que si debemos hacer es buscar las fallas donde si se pueden hacer estas colaboraciones,  aunque sea de manera limitada, ya sea en áreas totalmente pragmáticas, aunque sea esporádicas, es el gran desafío que tenemos, ya que por el contrario los únicos que ganan son los criminales”, según sostuvo.

El funcionario fue presentado a la prensa por Melissa Martínez, Directora de Relaciones Públicas del Departamento de Estado para Asuntos de las Américas. En la conferencia estuvieron presentes además, Isabel Malowany, asistente de la señora Martínez y José Ruiz, oficial de prensa del Comando Sur, entre otros funcionarios.

No hay comentarios