Compartir
Félix A. Durán.

POR RAMON MARTINEZ
rmhalcon7@hotmail.com

Entre los asistentes al velatorio y sepelio se preguntan porqué Félix se quito la vida y la respuesta es la gran ausente,
como lo será para siempre su presencia y sonrisa.

HAVERSTRAW, NEW YORK.- En medio del dolor colectivo, decenas de personas incluyendo sus compañeros de armas, sepultaron en el cementerio de 9 WW, en Haverstraw, New York, al jóven Félix A. Duran, fallecido en forma trágica el pasado fín de semana.

Félix A. Durán.

Félix, de 32 años de edad,  se suicidó de un balazo, y formaba parte de la reputada familia  Duran que reside en la comunidad de Nigua, en el municipio de Tamboril, Santiago República Dominicana y que tiene mucho tiempo viviendo en esta villa.

Félix A.Duran, quien dejó una niña en la horfandad,  sirvió al Ejército de los Estados Unidos, y tras varias misiones pasó a formar parte de uno de los cuerpos élites de la policía en la ciudad de Nueva York.

Tanto a su velatorio como al entierro ocurrido este sábado en horas de la tarde se dieron cita sus compañeros de armas, entre ellos policias y militares, quienes en su mayoría compungidos no tenían respuesta a la desición por el oficial policial.

Igualmente cientos de personas de la reputada Familia que proviene de la comunidad de Nigua, quienes se confundieron con el dolor que embarga a los padres del policía fallecido.

“Hay cosas que uno no lo entiende un jóven de una  buena familia, preparado para enfrentar cualquier situación, se quita la vida eso no tiene una respuesta” dijo un primo de Félix justo cuando el cadáver era sepultado.

Similar postura comparten sus padres, entre ellos “el Griffo” su padre, quien no asimila que su hijo esté muerto.

“No hay idea de porqué Félix se mato,  nosotros estamos viviendo uno de los dolores mas fuertes que pueda sentir un ser humano” se escuchó decir a Luisa Duran, prima del oficial sepultado.

No hay comentarios