Compartir
Sede de la DNCD. Archivo.

Pedro Jiménez

Especial/Caribbean Digital

SANTIAGO, República Dominicana.-Un empresario mocano denunció que fue objeto de un brutal y abusivo allanamiento por parte de la División Norte de la Dirección Nacional de Control de Drogas de Santiago, y aseguró que durante la requisa uno de los agentes supuestamente se llevó 100 mil pesos y no se los han devuelto.

Sede de la DNCD. Archivo.

Así mismo, Miguel Odalis Liriano Martínez aclaró que nunca ha vendido drogas ni ha operado puntos de venta de estupefacientes, como pretende hacer creer el organismo antinarcóticos.

Agregó que se dedica a prestar dinero en la empresa de Inversiones Liriano que opera en la ciudad de Moca, pero que nunca ha estado involucrado en hechos delincuenciales. Otros casos similares han sido denunciados en contra de la DNCD en Santiago.

Explicó que el pasado sábado agentes de la DNCD de Santiago se presentaron a su vivienda la número 10 de la calle Lucrecia Bittar, de la comunidad de Ortega, Moca, donde rompieron una puerta, lanzaron todos los ajuares al suelo, así como los colchones, en busca de drogas.

Dijo que a los agentes de narcótico lo acompañaba el Fiscal Adjunto que identificó como Osvaldo José, quien permitió todos los abusos y presiones ejercidas contra su esposa Rumulda Paulino.

Precisó que se querelló en la Fiscalía de Santiago, pero que allí le están dando ¨larga¨al asunto porque hay un fiscal adjunto involucrado en el hecho.

El empresario  afirmó que luego de que los miembros de la DNCD no encontraran en el allanamiento drogas ni otras cosas comprometedoras, uno de los agentes, que puede ser identificado por su esposa, supuestamente tomó los 100 mil pesos de un bolsillo de una camisa que estaba en el closet o armario, y una caja de proyectiles.

Sostuvo que en el reporte del allanamiento, los agentes de narcóticos y el fiscal adjunto solo reportaron la caja de proyectiles, pero no los 100 mil pesos que habían tomado del bolsillo de la camisa.

Reclamó al presidente de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DCND), teniente general Rolando Rosado Mateo, que disponga una exhaustiva investigación y que ordene la devolución de los 100 mil pesos.

Miguel Odalis Liriano Martínez dijo que teme por su vida, y porque, como ha ocurrido con otros ciudadanos le coloquen drogas y lo apresen. Recordó que hace seis meses fueron víctimas de un atraco en su residencia por individuos vestidos de agentes de la Policía Nacional.

No hay comentarios

Deja un comentario...