Compartir
El papa emérito Benedicto XVI asiste este sábado a la ceremonia de proclamación en la basílica de San Pedro del Vaticano de los primeros 19 cardenales del pontificado de Francisco, constató la AFP. Foto AP

Caribbean Digital

CIUDAD DEL VATICANO, (AFP). En una ceremonia solemne celebrada el sábado en la basílica de San Pedro en el Vaticano, el papa Francisco creó 19 nuevos cardenales, entre ellos, los arzobispos de Buenos Aires, Managua, Rio de Janeiro, Santiago de Chile y el obispo de Haití. Los nuevos cardenales latinoamericanos son los arzobispos de Managua, Leopoldo José Brenes; de Río de Janeiro, Orani Joao Tempesta; de Santiago de Chile, Ricardo Ezzati; a su sucesor de Buenos Aires, Mario Aurelio Poli, y el obispo de Les Cayes (Haití), Chibly Langlois.

El papa emérito Benedicto XVI asiste este sábado a la ceremonia de proclamación en la basílica de San Pedro del Vaticano de los primeros 19 cardenales del pontificado de Francisco, constató la AFP. Foto AP
El papa emérito Benedicto XVI asiste este sábado a la ceremonia de proclamación en la basílica de San Pedro del Vaticano de los primeros 19 cardenales del pontificado de Francisco, constató la AFP. Foto AP

El nuevo cardenal Loris Francesco Capovilla, antiguo secretario del papa Juan XXIII, no estuvo presente en la ceremonia por motivos de salud debido a su avanzada edad, 98 años. Los restantes 18 purpurados provienen de 12 países, entre ellos tres no electores por ser mayores de 80 años.

Entre los 16 electores, además de los cinco latinoamericanos, se encuentran seis purpurados europeos, dos africanos, dos asiáticos y un canadiense. La ceremonia se inició con la lectura de la fórmula de creación de cardenales por parte del papa, quien previamente había pronunciado la homilía y una lectura del Evangelio. Al ingresar a la Basílica, el pontífice saludó a su predecesor, el papa emérito Benedicto XVI. Al dirigirse a los nuevos cardenales, Francisco señaló que la Iglesia “necesita vuestra compasión sobre todo en estos momentos de dolor y sufrimiento en tantos países del mundo”.

“Queremos expresar nuestra cercanía espiritual a las comunidades eclesiales y a todos los cristianos que sufren discriminación y persecución”, agregó. “La Iglesia, dijo, también necesita de nosotros para que seamos hombres de paz y construyamos la paz con nuestra obras, nuestros deseos, nuestras oraciones; por ello imploramos la paz y la reconciliación de los pueblos que en estos tiempos sufren la prueba de la violencia y de la guerra”, manifestó.

Los cardenales se arrodillaron ante Francisco, quien les impuso el birrete rojo en sus cabezas mientras pronunciaba las tradicionales palabras destinadas al nombramiento de nuevos purpurados.

Papa Francisco.

Papa Francisco.

“(Esto es) rojo como signo de la dignidad del oficio de cardenal, y significa que estás preparado para actuar con fortaleza, hasta el punto de derramar tu sangre por el crecimiento de la fe cristiana, por la paz y armonía entre el pueblo de Dios, por la libertad y la extensión de la Santa Iglesia Católica Romana”, proclamó.

A continuación les entregó el anillo cardenalicio “signo de esa dignidad, de solicitud pastoral y de más sólida unión con la Sede del Apóstol San Pedro”. Los cardenales electores del próximo papa, menores de 80 años, son ahora 122, superando el máximo de 120 purpurados que participan en un cónclave, pero diez cardenales cumplirán en 2014 los 80 años.

El papa presidirá el domingo una solemne concelebración con los nuevos cardenales, mientras que el jueves y el viernes pasados, celebró un consistorio con todos los cardenales para reflexionar sobre el tema de la familia.

No hay comentarios

Deja un comentario...