MADRID. El Comité Olímpico Internacional (COI) anunció este jueves que se han realizado más de 14.000 pruebas de dopaje a más de 6.000 deportistas de 61 países para salvaguardar la limpieza de los próximos Juegos de Invierno de PyeongChang (Corea del Sur), que se inaugurarán el 9 de febrero.

“Como parte del trabajo realizado por el grupo de trabajo antidopaje con vistas a los Juegos, las pruebas, realizadas entre abril y diciembre de 2017 por las organizaciones nacionales antidopaje y las federaciones internacionales de deportes de invierno, representan un aumento del 70 por ciento para los deportistas de deportes de invierno comparado con el mismo período de 2016, y reflejan un esfuerzo colectivo para optimizar la protección de los deportistas limpios antes de PyeongChang 2018”, señala el COI.

Según el doctor Richard Budgett, director médico y científico del COI, “proteger a los atletas limpios luchando contra el dopaje es una prioridad máxima del COI”.

“La integridad deportiva de los Juegos es vital y estamos comprometidos a trabajar con nuestros socios para asegurar que PyeongChang 2018 proporcione un escenario igual para todos los atletas limpios”, agrega.

El COI señala además que con un escrutinio adicional sobre los deportistas rusos, en noviembre y diciembre ha habido el doble de pruebas para éstos que para lo de ningún otro país.

El COI también se ha comprometido a mejorar el sistema de pruebas inteligentes. Estas pruebas más específicas se centran en disciplinas y nacionalidades específicas que corren un riesgo particular, así como en deportistas individuales y grupos de deportistas seleccionados según su clasificación, y cualquier cambio sospechoso en el rendimiento o historial de pruebas adversas.

En conjunto, es el programa de pruebas previas más riguroso de la historia olímpica, asegura el COI.

Source link