Compartir
Las autoridades estadounidenses concedieron el permiso de ingreso al espacio aéreo de Estados Unidos a la aeronave del presidente Nicolás Maduro que lo lleva a China. Archivo

Caribbean Digital

CARACAS, Venezuela. (AP). – Las autoridades estadounidenses concedieron el permiso de ingreso al espacio aéreo de Estados Unidos a la aeronave del presidente Nicolás Maduro que lo lleva a China, informó el viernes la embajada estadounidense, luego que el gobernante denunciara una prohibición para ese sobrevuelo.

Las autoridades estadounidenses concedieron el permiso de ingreso al espacio aéreo de Estados Unidos a la aeronave del presidente Nicolás Maduro que lo lleva a China. Archivo
Las autoridades estadounidenses concedieron el permiso de ingreso al espacio aéreo de Estados Unidos a la aeronave del presidente Nicolás Maduro que lo lleva a China. Archivo

Antes de conocerse la autorización estadounidense, en Bolivia y Ecuador hubo reacciones de censura a la administración del presidente Barack Obama.

La embajada de Estados Unidos en Caracas dijo en un comunicado que a pesar de que la solicitud de permiso “no fue enviada correctamente”, debido a que se entregó con un día de antelación y no tres días como se prevé en los casos de vuelos diplomáticos, las autoridades concedieron al avión de Maduro la autorización de ingreso al espacio aéreo estadounidense.

“Las autoridades estadounidenses hicieron un esfuerzo extraordinario para trabajar con las autoridades competentes para conceder la aprobación de sobrevuelo, en cuestión de horas”, señala el comunicado en el que se reconoce que la aeronave para la que se pidió permiso “no era una aeronave de Estado”.

En el escrito no se precisa si el permiso de vuelo fue rechazado inicialmente.

El consejero de prensa y cultura de la embajada estadounidense en Caracas, Gregory Adams, dijo a la AP que en el caso del avión de Maduro se creó confusión debido a que era una aeronave comercial de Cubana de Aviación. Indicó que si bien no tenía detalles del hecho, su impresión es que los funcionarios estadounidenses no estaban preparados y negaron inicialmente el permiso de sobrevuelo.

El anuncio de la embajada se dio horas después que Maduro afirmara que las autoridades estadounidenses habían prohibido la entrada al espacio aéreo de Puerto Rico al avión que lo llevaría a China.

El gobernante anunció cerca de la medianoche del jueves, en su cuenta personal de Twitter, que había partido hacia China, pero no indicó si el avión de Cubana de Aviación que lo lleva cambió su ruta de vuelo.

El encargado de negocios de Venezuela en Estados Unidos, Calixto Ortega, confirmó el viernes que las autoridades estadounidenses inicialmente negaron en la víspera el permiso de sobrevuelo del avión de Maduro, pero que luego “lo pudimos superar después de intensas conversaciones”.

El funcionario expresó preocupación porque Estados Unidos vaya a imponer restricciones al avión de Maduro que debe arribar entre el 24 y 25 de septiembre a Nueva York, proveniente de China, para participar en la Asamblea General de Naciones Unidas.

Maduro consideró el jueves la prohibición de vuelo como una “falta grave”, y afirmó que Estados Unidos “quiere condicionar” su posible viaje a Nueva York para participar en la próxima Asamblea General de Naciones Unidas debido a que no quieren darle visa a su ministro del despacho de la presidencia, mayor general retirado Wilmer Barrientos.

“Gobierno de Estados Unidos usted está obligado a darle visa a toda la delegación venezolana, no acepto que se le niegue la visa al ministro ni al jefe de la casa militar, ni a ningún miembro de la delegación”, indicó el gobernante.

“Si tengo que tomar medidas diplomáticas sobre el gobierno de Estados Unidos, las tomaré… hasta el nivel más alto que sea necesario; pero no voy aceptar ningún tipo de agresión”, agregó.

El embajador de Venezuela ante Naciones Unidas, Samuel Moncada, difundió el viernes un comunicado sobre una misiva que envió al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, en la que se quejó de que Estados Unidos está “retrasando de manera deliberada la aprobación de los permisos de entrada” de los miembros de la delegación venezolana, y además está tratando de “crear barreras logísticas. (para) impedir la visita” de los funcionarios a la Asamblea General. Un funcionario venezolano dijo a la AP que “al menos dos miembros” de la delegación han presentado problemas para recibir la visa, pero no precisó nombres.

Moncada solicitó a la ONU que pida a Washington que “cumpla estrictamente con sus obligaciones internacionales”, de manera tal que Maduro y su comitiva puedan “ejercer su derecho a participar en la Asamblea General”, sugiriendo en la carta que Estados Unidos está abusando de su papel como país anfitrión de la organización.

La AP solicitó el viernes a una portavoz de la Embajada de Estados Unidos en Caracas una reacción sobre el caso de Barrientos, pero no hubo comentarios de momento. La vocera precisó que en los casos de visas las autoridades estadounidenses no suelen dar declaraciones.

Por su parte, el presidente boliviano Evo Morales el jueves por la noche acusó al gobierno del presidente Obama de emplear “políticas de amedrentamiento e intimidación” contra gobiernos y presidentes “antiimperialistas”.

“Por tanto, quiero comunicar ahora con más fuerza que vamos a preparar una demanda internacional… para que Obama y su gobierno sea juzgado por delitos de lesa humanidad”, indicó Morales en la ciudad boliviana de Santa Cruz de la Sierra, declaración difundida por la cadena Telesur.

“Pedimos públicamente al presidente pro témpore de la CELAC (la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños) convocar a una reunión de emergencia y tratar seriamente la soberbia del gobierno estadounidense. En esta reunión el planteamiento del gobierno boliviano será el retiro inmediato de los embajadores de Estados Unidos”, expresó Morales.

“Y voy a consultar a los presidentes de no asistir de las Naciones Unidas… si es con Maduro es con todos, si Estados Unidos se mete con Maduro se mete con todos”, insistió.

El canciller de Ecuador Ricardo Patiño dijo el jueves en su cuenta de Twitter que “primero fue con Bolivia, ahora con Venezuela. ¿Qué pretenden? ¿Poner en riesgo la amistad entre los pueblos y la paz en el mundo?”.

Cuba también dio su apoyo a su aliada Venezuela. “Estas conductas son inaceptables, dañan la situación internacional”, expresó el viernes en un Twitter la cancillería cubana reproduciendo palabras del ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez.

“EEUU (Estados Unidos) tiene obligaciones en cuanto a la garantía de seguridad de las aeronaves de los jefes de Estado que asistan a la ONU”, agregó la cancillería de la isla que consideró la actitud como un “acto injustificable, arbitrario, inamistoso” que ofendía a toda América Latina.

Venezuela y Estados Unidos han mantenido tirantes relaciones y desde 2010 ambos países están sin embajadores.

No hay comentarios

Deja un comentario...