Compartir

Caribbean Digital

Fuentes: Agencia EFE/Diario Libre

ZARAGOZA (España).- La Policía española informó hoy (martes) de la liberación en Grecia el pasado día 6 de una mujer dominicana que era obligada a prostituirse, gracias a la denuncia interpuesta en España por un ciudadano que la apadrinó durante varios años.

Según la Jefatura Superior de Policía de Aragón, este ciudadano denunció el pasado día 1 un posible delito de trata de seres humanos con fines de explotación sexual que se estaría cometiendo en Grecia.

Esta persona informó de que una joven de la República Dominicana, de 18 años de edad, a la que él apadrinaba desde hacía varios años, estaba retenida en Atenas y obligada a ejercer la prostitución.

La chica había conseguido llamarle por teléfono y contarle que hacía un tiempo, en su país de origen, un compatriota, conociendo su situación económica precaria, le había prometido un trabajo legal como niñera en España.

Con ese fin, el hombre le había entregado a ella los documentos y los billetes de avión necesarios para viajar a España con escala en Turquía, a cambio de unos 7.000 euros (unos 9.500 dólares), informó la Policía en una nota.

La joven dominicana viajó el 25 de julio pasado hacia Estambul, donde unos hombres la retuvieron junto a otras personas, le quitaron el pasaporte y la obligaron a poner sus huellas en un documento de un país africano, además de recibir “palizas, amenazas y vejaciones varias”.

Posteriormente, fue trasladada a Atenas donde sus captores le pidieron más dinero para entregarle sus documentos y donde le obligaron a prostituirse.

La Policía española contactó con su homóloga griega, que el pasado día 6 logró la liberación de la víctima y la detención de uno de los captores, mientras que otros dos cómplices, que ya han sido identificados, se encuentran en busca y captura.

El detenido, un varón de nacionalidad somalí, tenía en su poder diversos documentos falsos de diferentes países y ha sido acusado en Grecia de los delitos de tráfico de seres humanos, falsificación de documentos, falso testimonio y entrada y estancia ilegal en territorio griego.

No hay comentarios