Compartir
Junta Central Electoral

Servicios/Caribbean Digital

Santiago.- El Presidente provincial del Partido de Acción Liberal PAL, en esta ciudad de Santiago hizo un llamado a los congresistas a que se aboquen a conocer la ley de partidos políticos, este ordenamiento legal regularía las disposiciones constitucionales aplicables a los partidos políticos y definirá la corrección de muchos males que afectan a los partidos llamados pequeños en sus competencias.

En esta ley se deben establecer las competencias en cuanto a la dirección y elección de candidatos, la obligatoriedad de mantener la democracia interna en busca de elegir su mejor competidor, ya que actualmente se ha incumplido sistemáticamente. La mayoría de los candidatos electorales de los partidos han sido cooptados por la cúpula partidista o designados directamente por el líder, lo que redunda en perjuicio de la calidad democrática y bloquea la renovación del liderazgo de las base.

Domingo Ureña manifiesta que ante la situación, y con el fin de abrirle espacio al liderazgo joven se hace necesario poner los oídos en el corazón de la ciudadanía, que entiende que es necesario el modelo de primarias abiertas para elección de candidaturas internas. Abogó por establecer la obligación legal de que la selección de los principales candidatos “se realice, en todos los partidos, en elecciones primarias debidamente ordenadas y reguladas por la Ley Electoral”.

Es una cooperación a la democracia seleccionar a sus candidatos mediante primarias, en todos los casos abiertos a los simpatizantes. Esto no constituye un fenómeno aislado, sino tendencia. En Francia, Italia y Portugal, los principales partidos vienen designando a sus candidatos mediante elecciones primarias abiertas con un extraordinario éxito de participación.

Ureña entiende que faltando prácticamente 2 años y medio para que se inicie la campaña política los partidos deben tener definido su forma de elección institucionalizada por ley, y yo me inscribo a primarias abiertas y simultáneas para seleccionar a los candidatos electorales con las garantías y controles de la Junta Central Electoral como debe ser.

A diferencia de lo ocurrido en los últimos torneos electorales, la selección de candidatos no le ha permitido a los partidos elegir candidaturas representativas y con potencialidades, donde garanticen una real representación de su partido como de sus comunidades, porque las cúpulas partidarias solo saldan deuda con una desigual participación, falta de transparencia y limitadas garantías.

Ureña, añadió que los líderes que apuestan a democratizar la oferta electoral, sostienen que su reclamo casi generalizado para que se apruebe la ley a todos los partidos podría cambiar las cosas. Con los controles debidos, las primarias pueden dinamizar la vida interna de los partidos, movilizar a sus afiliados y simpatizantes y romper las tendencias oligárquicas de sus organizaciones.

Las primarias facilitan la aparición de nuevos líderes, dotan de mayor legitimidad social a los candidatos elegidos y les otorgan autonomía respecto al aparato partidista. Y ante el descrédito social de los partidos políticos, servirían para fomentar la participación política y recobrar, en parte, la confianza ciudadana.

No hay comentarios