Compartir
Ex Diputado José Jáquez. Archivo

Servicios/Caribbean Digital 

 

 

SANTIAGO, RD./ El diputado de esta provincia por el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), José Jáquez, afirmó que el Congreso Nacional viola siete artículos de la constitución dela Repúblicay tres leyes vigentes en el proyecto de la Leydela ReformaTributaria.

Diputado José Jáquez.

Dijo que su mayor preocupación es notar cómo de forma hábil, no por inteligencia, sino por perversidad los legisladores oficialistas y aliados han insistido en manejar este proyecto de ley de Reforma Tributaria o Fiscal separando, permanentemente, las razones macroeconómicas causales y que únicamente se debe al déficit fiscal de la ejecución presupuestaria del año 2012.

“El Congreso Nacional con el sólo hecho de haber conocido este proyecto de ley de Reforma Fiscal, violentó los artículos 4, 233, 238, 246, 247, 248 y 251 dela Constitución Dominicanay violentó las leyes 423-06, 294-11 y la ley 174-12”, manifestó.

 

A continuación el documento del diputado José Jáquez remitido a la redacción de Caribbean Digital.

 

 

EL CONGRESO NACIONAL VIOLA 7 ARTICULOS DE LA CONSTITUCION DOMINICANA Y 3 LEYES VIGENTES EN EL CONOCIMIENTO DEL PROYECTO DE LEY DE LA REFORMA TRIBUTARIA

 

Al margen de la discusión sobre el tema Jurídico Constitucional referente al tipo de mayoría que se requiere para la votación en ambas cámaras, del Proyecto de ley para el fortalecimiento de la capacidad recaudatoria del Estado para la sostenibilidad fiscal y el desarrollo sostenible, que indiscutiblemente entiendo requiere para su aprobación la mayoría calificada de las 2/3 partes de los legisladores presentes, mi mayor preocupación es notar cómo de forma hábil, no por inteligencia, sino por perversidad los legisladores oficialistas y aliados han insistido en manejar este proyecto de ley de Reforma Tributaria o Fiscal separando, permanentemente, las razones macroeconómicas causales y que únicamente se debe al déficit fiscal de la ejecución presupuestaria del año 2012 en curso que así lo ha hecho saber el Presidente Medina y que por demás, se estima superará los ciento ochenta mil millones de pesos dominicanos (RD$ 180,000,000,000.00) convirtiéndose con ello, en el déficit fiscal anual más alto que se haya registrado enla República Dominicana.

El Congreso Nacional con el sólo hecho de haber conocido este proyecto de ley de Reforma Fiscal, violentó los artículos 4, 233, 238, 246, 247, 248 y 251 dela Constitución Dominicanay violentó las leyes 423-06, 294-11 y la ley 174-12.  El Congreso Nacional o mejor dicho por justicia, los legisladores que votaron a favor con el SI a esta Reforma, lo hicieron con el firme y único propósito de “Encubrir o Proteger bajo el Manto Honorable del Primer Poder del Estado” el irresponsable Déficit Fiscal de la pasada administración del Partido dela Liberación Dominicana(PLD) y de encubrir a su principal responsable el Ex-Presidente dela Repúblicael Doctor Leonel Fernández Reyna.

Como forma de expresar las faltas del Congreso Nacional ante este hecho, debo dar a conocer al país aspectos referentes al proceso interno del conocimiento de esta iniciativa legislativa que se le faculta enla Constitución Dominicana, al Poder Ejecutivo. Es preciso recordar y remitir a los medios de comunicación Nacional lo expresado por el Ministro de Economía Planificación y Desarrollo del Poder Ejecutivo en donde instruía a los Legisladores (Senadores y Diputados) en torno a que dicho proyecto de ley debía ser conocido de forma rápida y sin cambios significativos a lo presentado por el Ejecutivo, en donde evidentemente se viola el artículo 4 dela Constitución Dominicanaen lo referente al Gobierno dela Naciónyla Separaciónde los Poderes.

El Congreso Nacional también conoce del articulo 233 dela Constituciónque refiere a que el Poder Ejecutivo deberá elaborar el Proyecto de Presupuesto General dela Naciónpara cada año contemplando los ingresos probables, los gastos propuestos y el financiamiento requerido en el marco de una sostenibilidad fiscal definiendo de forma individual, las asignaciones a las distintas Instituciones del Estado y por igual conoce el Congreso Nacional, que para la apropiada aplicación de ese Presupuestola Constitución Dominicanaestablece en su artículo 238 los criterios para asignación del gasto público en todo lo referente a su planificación, programación, ejecución y evaluación siempre acorde a los principios de subsidiaridad, transparencia, eficiencia, prioridad y economía que evidentemente en ambos casos están ausentes en esta discusión del Déficit Fiscal y del referido proyecto de ley.

De lo que se trata estimados amigos y amigas, es quela Constitución Dominicana del 26 de Enero del 2010 vigente como orden suprema de todala Nación, contempla y establece controles que garanticen todo lo establecido como forma de vigilar la efectiva aplicación de los artículos constitucionales precedentemente descritos y para ello, en su artículo 247 establece el Control Interno el cual será ejercido porla Contraloría General de República como órgano rector del Poder Ejecutivo para ejercerla Fiscalización interna y evaluar el debido recaudo, manejo, uso e inversión de los recursos públicos y deberá autorizar las órdenes de pago si las mismas cumplen con los trámites legales y administrativos establecidos, por igual en su artículo 248 establece el Control Externo y que tiene enla Cámara de Cuentas el órgano superior externo de control fiscal de los recursos públicos, de los procesos administrativos y del patrimonio del Estado. Pero resulta que, en violación ala Constitución, nila Contraloría General dela República nila Cámara de Cuentas remitieron al Congreso Nacional los informes y auditorias que validen el Déficit Fiscal que representa la causa fundamental dela Reforma Fiscal, lo que evidentemente colige que el Congreso Nacional, violentando sus procedimientos internos, conoció el Proyecto de ley dela Reforma Fiscal asumiendo causas enunciadas como rumor público e informaciones no oficiales de las Instituciones técnicas competentes del Estado; por lo que el Congreso Nacional,la Contraloría General dela República yla Cámara de Cuentas violentaron el artículo 246 dela Constitución Dominicana en lo referente al Control y Fiscalización de Fondos Públicos.

Adicionalmente,la Constitución Dominicana vigente en procura de asegurar la participación organizada de los empleadores, trabajadores y otras organizaciones de la sociedad  en la construcción y fortalecimiento permanente de la paz social, establece en su artículo 251 el Consejo Económico y Social (CES) y que también se expresó ante el tema, solicitando informaciones que no recibieron respuestas oficiales en torno al déficit fiscal y externando propuestas alternas a la reforma primordialmente en torno a la calidad y reducción del gasto público, que no fueron atendidas.  .

Evidentemente que ante el Déficit Fiscal anunciado y, de resultar oficialmente validado así, se violentóla Leydel Presupuesto General dela Naciónpara el año 2012 amparado en la ley 294-11 y que proyectaba un déficit fiscal estimado en unos Veinte y Dos Mil Millones de Pesos Dominicanos (RD$22,000,000,000.00), pero por igual se violentó la ley 174-12 que asigna fondos complementarios al presupuesto del año 2012.

El Procedimiento utilizado por el Poder Ejecutivo para el manejo de los fondos públicos evidentemente violentó la normativa del Manejo Administrativo estipulado enla Ley423-06 que es la ley orgánica que rige la materia.

El Congreso Nacional que ostenta el Primer Poder del Estado tiene esencialmente las siguientes tres (3) funciones: Legislar, Representar y Fiscalizar. Al conocer el Proyecto de ley con iniciativa del Poder Ejecutivo, el Congreso Nacional lesiona a toda la sociedad en su conjunto al no cumplir dichas funciones y actuar, de modo atropellante, ante el reclamo de oposición de sus representados.

Debe significar de alta preocupación a todos los legisladores este análisis que lo externo con el ánimo de autocrítica al  poder del Estado ante el cual ejerzo mis atribuciones constitucionales emanadas del Soberano Pueblo que es quien ostenta la mayor jerarquía del Estado y quien otorga los poderes y debo recordarle a mis Honorables Colegas que, de forma inteligente y precautoria, nuestra Constitución Dominicana en su artículo 139 previó dejar un espacio abierto a la sociedad para permitirle al pueblo exigir el Control dela Legalidadde la administración pública en donde la ciudadanía puede requerir, ante los tribunales, ese control a través de los procedimientos establecidos por ley y, de igual manera, en su artículo 148 estableció Responsabilidad Civil a las personas jurídicas de derecho público y a sus funcionarios o agentes conjunta y solidariamente ante los daños y perjuicios ocasionados a las personas físicas o jurídicas por una actuación u omisión administrativa antijurídica de la cual no se exceptúan a los Legisladores.

Expreso mis inquietudes por esta vía, ya que no pude hacerlo en el Solemne Hemiciclo dela Cámarade Diputados al conocerse y aprobarse, de forma irregular, lo que ya hoy castiga injustamente al pueblo dominicano la “ley 253-12”sobre la mal llamada Reforma Tributaria promulgada por el Poder Ejecutivo el pasado sábado 10 de Noviembre del Presente año, precisamente como regalo de cumpleaños del Presidente de La República Lic. Danilo Medina Sánchez y esta mera coincidencia, nos permite ver y entender de forma más evidente que el objetivo básico es hacer notar que aún con el irresponsable Déficit Fiscal aquí no ha pasado nada y simplemente se ordena que se siga la fiesta y lo hacen así al saber y recordar que por suerte para ellos, no estamos en China para juzgarlos.

Que lamentable es reconocer la tristeza que siento al saber que muchas acciones positivas del Congreso Nacional son frecuentemente empañadas por unas pocas malas acciones que afectan nuestra imagen de Estado estipulado como Deberes en el Artículo 25, literal d del Reglamento Interno dela Cámarade Diputados en donde nos manda a defender y fortalecer la credibilidad e institucionalidad del Congreso Nacional y por el cual se sustenta este escrito en nombre de mi pueblo y mis representados.

Que pena que entre el conocimiento de la pieza legislativa en cuestión, enla Primeralectura del 6 de noviembre y la segunda lectura del 8 de noviembre del presente año, La Cámarade Diputados el día 7 de noviembre del presente año haya puesto en circulación, la ConstituciónDominicanaInfantil, en donde debo decirles que durante todo el acto celebrado en el Salón dela Asamblea Nacional, estaba extremadamente emocionado de alegría y orgullo de mi Congreso Nacional, una obra con estilo infantil que pretende garantizar que las prerrogativas dela Carta Magnaqueden en las mentes de las futuras generaciones sembrando, en ellos, los valores de los símbolos patrios, los derechos y deberes fundamentales y la composición del Estado Dominicano, esta acción es evidentemente positiva y digna de felicitar; albergo la esperanza de que esos infantes aún no entiendan lo que hacen los adultos actualmente con la verdadera Constitución Dominicana vigente.

Finalmente, quiero sólo llamar la atención de Alerta a toda la clase política del país, a los funcionarios públicos de las instituciones centralizadas, descentralizadas, autónomas y municipales del Estado y a toda la sociedad viva dela Naciónen que reflexionemos sobre la triste realidad de que con nuestro accionar, se le están dejando pocas vías a la juventud de hombres y mujeres que se esfuerzan por lograr objetivos básicos de superación en la educación, la salud, la prosperidad, el empleo, la alimentación, entre tantos otros logros de dignidad humana, anhelos tanto individuales como familiares y estamos enviando malas señales de apego a la familia, la ética, la moral, la justicia, la fe, la solidaridad y el amor por los demás y, todo ello sólo arrastra mayores injusticias en complicidad, mayor determinación de alcanzar bienes materiales sin importar los medios y desde ahí viene el fortalecimiento dela Delincuenciay el Narcotráfico en todas sus modalidades que afecta actualmente a nuestra sociedad.

De seguir enviando estas malas señales nadie podrá garantizar el respeto ala Constitucióny las leyes del país, ni nadie podrá afirmar quela República Dominicanapermanezca como declarala Carta Magna, como Estado Social y Democrático, pero muchos menos podremos VIVIR EN PAZ SOCIAL.

 

No hay comentarios