Compartir
Rafael Baldayac

Rafael Baldayac

“Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma” (3Juan 2). 

Hoy jueves  7 de abril se celebra el Día Mundial de la Salud. Durante la ocasión, en todos los rincones del planeta, cientos de eventos resaltan la importancia sanitaria para una vida productiva y feliz.

Rafael Baldayac
Rafael Baldayac

Porque se celebra en esta fecha? Porque  se conmemora el aniversario de la fundación de la OMS (Organización Mundial de la Salud), ya que en el año 1948 entró en vigor la Constitución de la Asamblea Mundial de la Salud, que fue firmada por 61 países en la actual sede central,  en Ginebra, Suiza.

Con ello quedó conformado  este organismo de la Naciones Unidas (ONU) especializado en gestionar políticas de prevención, promoción e intervención en salud a nivel mundial, cuya filosofía es: “La salud es un estado completo de bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades”.

Como cada año, se ha elegido un tema relacionado con el bienestar completo con el objetivo de sensibilizar a la población y poner en conocimiento cuestiones que a veces no se tienen muy presentes o se desconocen.

La directora general  de la OMS, la china Margaret Chan, reafirma que en esta ocasión la finalidad es intensificar la prevención, mejorar la atención y reforzar la vigilancia sobre la diabetes, una enfermedad que, según afirma se convertirá en la séptima causa de muerte en 2030.

Así pues,  este año 2016 se dedica a este  tema especial con el lema : Vence la diabetes, y la OMS quiere crear mayor conciencia respecto al aumento de la diabetes y de sus consecuencias para la salud, impulsar actividades específicas, eficaces y asequibles para hacer frente a esta enfermedad, poner en marcha medidas para prevenirla y diagnosticarla, además de atender a quienes la padecen.

También  hoy la OMS presenta  el primer informe mundial sobre la diabetes, este describirá la carga y las consecuencias de esta enfermedad, y apostará por sistemas de salud más sólidos que aseguren una mejor vigilancia, que se refuerce la prevención y que se realice una atención más eficaz. La OMS ha redactado los cuatro mensajes centrales para esta jornada, que son:

Primero: La epidemia de diabetes está aumentando rápidamente en muchos países, y de manera extraordinaria en los países más pobres del planeta.   Segundo: Una gran proporción de los casos de diabetes son prevenibles. Algunas medidas simples relacionadas con el modo de vida se han revelado eficaces para prevenir o retrasar la aparición de la diabetes de tipo 2. Mantener  un peso normal, hacer ejercicio  y una dieta sana puede reducir el riesgo de diabetes.

Tercero: La diabetes se puede  controlar y tratar para prevenir complicaciones. El mayor acceso al diagnóstico, la educación sobre el control personal de la enfermedad y el tratamiento asequible son componentes fundamentales de la respuesta. Y cuarto: Los esfuerzos por prevenir y tratar la diabetes serán importantes para alcanzar la meta del Objetivo de Desarrollo Sostenible  consistente en reducir la mortalidad prematura por enfermedades no transmisibles en una tercera parte para 2030.

Según la  OMS  actualmente la padecen unos 350 millones de personas, cifra que va en aumento. El 90% de los casos son diabetes tipo 2, la que se podría prevenir manteniendo un peso normal, llevando una dieta adecuada y realizando actividad física regular.

La OMS considera la diabetes como una “epidemia”,  que representa una pesada carga  en el mundo entero. El número estimado de casos en América Latina fue de 13.3 millones en el año 2000, cifra que se espera aumente a 32.9 millones para el 2030, como consecuencia del envejecimiento de la población y  la urbanización.  La Diabetes mellitus constituye  la cuarta causa de muerte en América Latina y el Caribe, lo cual corresponde al 5% de las muertes totales.

Ahora,  no olvide  que  Dios  nos ha dado un Plan de Salud gratuito y un manual para acompañarlo: La Biblia!. LA BIBLIA es un libro de vida. Ningún otro texto o colección literaria tiene una aplicación tan amplia a tantos aspectos de la vida. La buena salud se relaciona con la vida, así que no debería sorprendernos que la Biblia contenga principios referidos precisamente a la salud.

No hay comentarios