Compartir

Caribbean Digital

Arizona, EE.UU. (AP).-Dos avionetas chocaron y se estrellaron en el desierto el viernes, lo que causó la muerte de las cuatro personas que viajaban en los dos aparatos, informaron autoridades. Autoridades de los bomberos de Phoenix y Daisy Mountain dijeron que el choque fue entre dos avionetas monomotor y que dos personas iban en cada nave. avionetas

Los funcionarios dijeron que el accidente ocurrió en el extremo norte de Phoenix, unos 24 kilómetros (15 millas) al noroeste del Aeropuerto Deer Valley.

Uno de los aviones está registrado a nombre de Bird Acquisition LLC, que hace negocios en calidad de TransPac Aviation Academy, una escuela para pilotos comerciales en el norte de Phoenix.

La empresa informó el viernes que estaba recabando información sobre el accidente y declinó ofrecer detalles.

Varias personas reportaron haber visto chocar los aviones pero la dirección de vuelo de los aparatos antes del accidente, así como cualquier otro detalle, no se conocían de inmediato, informaron las autoridades.

“Los dos chocaron. No sabemos cómo ni qué sucedió”, dijo el capitán Larry Nunez, del Departamento de Bomberos de Phoenix.

 “El cielo está despejado”. Un reporte inicial indicó que el saldo del accidente era de tres muertos y dos heridos.

Autoridades de los bomberos en Phoenix, Peoria y Daisy Mountain dijeron posteriormente que las cuatro personas fallecieron y no había sobrevivientes.

Imágenes de televisión sólo mostraron los restos calcinados de uno de los aparatos, mientras que el otro estaba relativamente intacto.

Ian Gregory, portavoz de la Dirección Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés), dijo que la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB, por sus siglas en inglés) y la propia FAA investigarán los hechos. Gregor explicó determinar la causa del accidente pudiera demorar meses.

Investigadores federales se dirigían ya al lugar, pero por lo general las investigaciones de la NTSB demoran varios meses en determinar la causa probable de los accidentes aéreos, dijo Gregor.

No hay comentarios

Deja un comentario...