Compartir
El virus chikungunya, transmitido por este mosquito. Archivo

Caribbean Digital

PUERTO PRÍNCIPE, Haití, AP. Un virus transmitido por mosquitos que se ha extendido rápidamente a través del Caribe desde que se detectó por primera vez en la región en diciembre de 2013 ha sido confirmado en Haití, dijo el martes una funcionaria gubernamental.

En esta fotografía sin fecha proporcionada por el Departamento de Agricultura de Estados Unidos, un mosquito aedes aegypti yace sobre piel humana. El virus chikungunya, transmitido por este mosquito, se ha extendido rápidamente por el Caribe desde que se detectó por primera vez en la región en diciembre de 2013 y ya ha sido confirmado en Haití, se informó el martes 6 de mayo de 2014. (Foto AP/USDA, archivo)
En esta fotografía sin fecha proporcionada por el Departamento de Agricultura de Estados Unidos, un mosquito aedes aegypti yace sobre piel humana. El virus chikungunya, transmitido por este mosquito, se ha extendido rápidamente por el Caribe desde que se detectó por primera vez en la región en diciembre de 2013 y ya ha sido confirmado en Haití, se informó el martes 6 de mayo de 2014. (Foto AP/USDA, archivo)

Las autoridades han confirmado 14 casos de infección con el virus chikungunya, dijo Florence Guillaume Duperval, ministra de Salud. En una entrevista con Radio Metropole, Duperval indicó que el gobierno comenzará pronto a transmitir avisos de salud pública en la radio para alertar a la gente sobre los síntomas, que pueden incluir fiebre intensa y dolor de cabeza y en las articulaciones.

Ya se esperaba que el virus llegara a Haití. En la vecina República Dominicana las autoridades han confirmado entre 150 y 200 casos desde que fue detectado allí en marzo. La enfermedad frecuentemente dolorosa, que suele hallarse con más frecuencia en Asia y Africa, fue detectada por primera vez en diciembre en la pequeña isla de San Martín.

Esa fue la primera ocasión que se reportó la transmisión local del chikungunya en el continente americano. Desde entonces se ha extendido a casi una decena de otras islas y a la Guyana Francesa en el norte de Sudamérica.

La enfermedad casi nunca es letal y la mayoría de los pacientes se recuperan en una semana. Algunas personas experimentan dolor en las articulaciones durante meses o incluso años. No hay vacuna y es transmitida por el mosquito aedes aegypti, que está muy extendido en la región y también es portador del dengue.

No hay comentarios