Compartir

Servicios/Caribbean Digital

SANTIAGO, RD.- Las principales centrales sindicales del país, entre ellas,la  CASC, CNTD y CNUS, abogaron este nuevo año 2012 por un cambio radical en el modelo económico aplicado en el país, que lo ha hecho más dependiente del exterior, porque además la nación demanda una política real de empleo.

Dijo que  en el países la población económicamente activa es de 4 millones 559,451, y una tasa de desempleo que ronda el l5% y un sub empleo de 14,3%.

Mientras que dicen los sindicalistas  que el empleo informal  es de 56,73%, de acuerdo a los datos ofrecidos por el Banco Central.

“El sector informal ha continuado su vertiginoso crecimiento, frente  a la contracción  del sector formal, siendo ocupados en el sector  formal 1 millon 686 mil 079 y en el sector  informal  2 millones 207 mil566”, dijeron.

Asimismo, manifestaronla   CASC, CNTD y CNUS, que de los 155 mil 051 empleos creados de abril del año2010 aabril del 2011, alrededor de 114 mil 34, son informales.

Recordaron que antes el país dependía  de la evolución  de posprecios del azúcar, el café, cacao, el tabaco y el oro, que eran productos que formaban parte  de la base productiva nacional, porque la agro exportación significada  que había capacidad de producir  en el país.

“Hoy la mayoría de las divisas no dependen  de la capacidad  productiva interna sino  de fuentes  externas, como son; las remesas, turismo, inversión extranjera, prestamos y narcotráfico”, agregaron en un documento remitido a este diario.

Recordaron que las exportaciones en el 2010 sumaron 2 mil 518 dólares y con ello, apenas se pudo financiar  el l9,5% de a las importaciones de ese año.

Dijeron que eso plantea un alto déficit en la economía, donde el TLC firmado con Estaos Unidos, reforzó  el carácter importador  y financiero de la economía dominicana.

Añadieron que en los tres años del TLCla RepúblicaDominicanaha vendido  en Estados Unidos la suma de 1 mil 111 millones mientras ha comprado 3 mil 119 millones, que es una cifra alta para una economía precaria como la nuestra.

No hay comentarios

Deja un comentario...