Compartir
Yuniol Ramírez Ferreras.

Servicios/Caribbean Digital

Yuniol Ramírez Ferreras.

SANTO DOMINGO.– La Convergencia Nacional de Abogados (CONA), calificó como una burla el decreto No.728-10 que declara el año 2011 como ”Año por la Transparencia y el Fortalecimiento Institucional.

El presidente de la agrupación de profesionales del derecho, Yuniol Ramírez Ferreras, afirmó que las acciones del presidente y su gobierno distan lo suficiente de la intención de transparentar el ejercicio de la función pública, por lo que según él, dicha declaratoria no pasa de ser simbólica.

”La declaratoria consignada en el decreto  No.728-10 constituye una burla, como lo constituye el hecho de convocar a la celebración de seminarios, solicitar a organismos internacionales que diagnostiquen nuestro nivel de corrupción, crear instituciones infuncionales como la Dirección de Persecución de la Corrupción Administrativa y la Comisión Nacional de Ética y Combate a la Corrupción Administrativa.

”A duras penas y generalmente por decisiones de los tribunales, las instituciones públicas han cumplido con la Ley No. 200-04, de Libre Acceso a la Información Pública, lo que constituye otra burla del gobierno del presidente Fernández”, dijo el abogado y catedrático universitario.

Según Ramírez, una muestra fundamental de que el presidente Fernández no está interesado en combatir la corrupción, es el hecho de que en los casi once años que ostenta la presidencia de la República, lo único que ha hecho en cuanto al combate a la corrupción es anuncios y con ellos generar expectativas incumplidas.

1 Comentario

Deja un comentario...