Compartir
BlackBerry: La debacle de un gigante
 ROB GILLIES

TORONTO AP.- Era un dispositivo tan adictivo que en algún momento se le comparó con la cocaína en piedra. El presidente Barack Obama confesó ser uno de los millones de devotos que no podía tenerlo lejos. Y Madonna dijo una vez que dormía con él debajo de la almohada.

BlackBerry: La debacle de un gigante
BlackBerry: La debacle de un gigante

Y entonces llegó el iPhone.

Los usuarios, ahora adictos a Facebook, a compartir fotos y al juego de video Angry Birds comenzaron a coquetear con la oposición. Y a medida que los teléfonos multiuso inundaron el mercado con sus grandes pantallas y miles de aplicaciones, el BlackBerry no pudo mantenerse al ritmo de los tiempos.

El plan era que el lanzamiento del BlackBerry 10 este año, su nuevo sistema operativo y nuevos dispositivos con más y mejores prestaciones _la pantalla táctil del Z10 y el Q10 para los leales al teclado físico_ debía rejuvenecer la marca y atraer a los clientes. Pero los muy demorados teléfonos no han logrado reflotar la empresa.

En su momento de apogeo, en el otoño de 2009, los teléfonos inteligentes de BlackBerry tenían una cuota de mercado de 20%, dice Mike Walkley, analista de Canaccord Genuity. Pero hoy es apenas un 1,5%.

Ahora la empresa informa que despedirá a 4.500 empleados, equivalente a 40% de su fuerza de trabajo mundial, en momentos que trata de reducir costos en 50% y concentrarse en los clientes empresariales que son más leales a la marca. Una semana antes de lo que se esperaba, BlackBerry sorprendió al mercado al informar el viernes que perdió casi 1.000 millones de dólares en el segundo trimestre. También informó que está tomando un cargo de 900 millones de dólares para descontar el valor de su gran inventario de teléfonos sin vender.

La negociación de sus acciones se interrumpió antes de darse a conocer la noticia, y se desplomaron a 8,01 dólares cuando se volvieron a negociar, antes de cerrar con una baja de 17% en 8,72 dólares.

“Este es el final del BlackBerry como lo conocemos”, dijo Colin Gillis, analista de BGC, desde Nueva York. “Esto es un punto de giro clave. Están eliminando casi la mitad de su fuerza laboral y van a tener que concentrarse en convertirse en un jugador de nicho enfocado en la empresa”.

Gillis dijo que no espera ver más anuncios de BlackBerry en televisión, agregando que la empresa pudiera estar interesada en que la adquieran, ahora que han anunciado la reestructuración. Gillis piensa que es posible que BlackBerry sobreviva como un participante mucho menor. Y al final del segundo trimestre, la compañía tenía efectivo e inversiones por un total de 2.600 millones y ninguna deuda.

El experto agregó que no puede entender por qué BlackBerry reveló sus resultados a última hora del viernes, una semana antes de lo planeado. “¿Tuvieron que hacerlo un viernes a las 3:15 p.m.? ¿No podían haber esperado una semana, hacerlo el lunes?”

La compañía de Waterloo, Ontario, sorprendió al mercado el viernes ya tarde al anunciar que espera declarar una asombrosa pérdida de entre 950 y 995 millones de dólares en el segundo trimestre, que incluye un cargo masivo de entre 930 y 960 millones de dólares por la amortización del valor de su inventario.  Sus ingresos, de sólo 1.600 millones de dólares, son aproximadamente la mitad de los 3.000 millones que los analistas esperaban, según FactSet.

“Estamos implementando los difíciles pero necesarios cambios operativos para colocarnos en la posición adecuada en un sector que madura y que es más competitivo, para impulsar la empresa hacia la  rentabilidad”, dijo Thorsten Heins, presidente y director general de BlackBerry, en una declaración.

Por su parte, el ministro de Industrias de Canadá, James Moore, expresó en una declaración: “Tenemos muy presentes a los que han perdido su empleo en Blackberry, esto es siempre una preocupación para nuestro gobierno”.

No hay comentarios