Compartir
Leonel Fernández, su hijo Omar, y Félix Bautista. Acento.com.do/Archivo

Caribbean Digital

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Siendo director de la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISOE), el ahora senador Félix Bautista y secretario de Organización del oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD) se autoasignó obras multimillonarias para ser ejecutadas por empresas de su propiedad o de relacionados.

Leonel Fernández, su hijo Omar, y Félix Bautista. Acento.com.do/Archivo

Según se registra en documentos obtenidos por reporteros de Acento.com.do, las obras se asignaron mediante contratos de grado a grado, con autorización del Poder Ejecutivo, y en numerosos contratos se hicieron adéndum para aumentar el presupuesto de las obras.

En otras ocasiones se realizaron variaciones para subcontratar a otras empresas, generalmente vinculadas con el poderoso director de la OISOE.

En el 2007 el director de la OISOE, Félix Bautista, firmó el contrato OISOE-FB-038/2007, mediante el cual se contrata a la empresa Constructora MAR, S.A., representada por Arquímedes de Jesús Cabrera, para la remodelación del Palacio de los Deportes “Oscar Gobaira”, de la ciudad de Santiago, conocido como Arena del Cibao, en Santiago.

El 5 de febrero del 2010 Félix Bautista, en nombre del Estado, firmó un contrato con el Consorcio Tecnológico de la Construcción, en ese acuerdo representado por el ingeniero Franklin Esteban Mena, cuñado de Carlos Ozoria y socio de Félix Bautista

El costo inicial de la remodelación fue de 589 millones 059 mil 403.78 pesos. Resulta que la empresa Constructora MAR es parte del Consorcio Rofi-Mar-Ozoria-CCE, de estrechos vínculos con el ingeniero Félix Bautista, pero en el que participan el ingeniero Carlos Ozoria y el empresario, suplidor del Estado, José Ramón Brea.

El majestuoso Arena del Cibao fue inaugurado por el presidente de la República, Leonel Fernández, el 23 de febrero del 2008.

El 5 de febrero del 2010 Félix Bautista, en nombre del Estado, firmó un contrato con el Consorcio Tecnológico de la Construcción, en ese acuerdo representado por el ingeniero Franklin Esteban Mena, cuñado de Carlos Ozoria y socio de Félix Bautista.

El contrato firmado por Félix Bautista para sus amigos fue por el monto de 1,607.4 millones de pesos para la construcción de un Centro Tecnológico Comunitario y de 2,500 viviendas económicas en madera, en San Juan de la Maguana, patria chica del secretario de Organización del oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

El Consorcio Tecnológico de la Construcción estaba integrado por las empresas Constructora MAR, Constructora INCA, Constructora CCE y Constructora JM. Sin embargo, mediante un adéndun este contrato fue cedido por el Consorcio el 12 de enero del 2011, y de inmediato se aumentó el monto a pagar por el Estado a la suma de 1,810.4 millones de pesos.

Las obras a levantar eran las siguientes: Equipamiento del Instituto Tecnológico Comunitario, terminación de la construcción del Instituto Tecnológico Comunitario, construcción de edificio A (artes plásticas), B (biblioteca, salón multiusos, sala de conferencias), construcción edificio D, construcción edificio E (turismo), construcción edificio F (servicios estudiantiles), construcción edificio G (área tecnológica), construcción edificio I (área de informática), entre otras facilidades.

También incluía la construcción de 2,500 viviendas económicas en madera con piso de cemento en San Juan de la Maguana. Hay que suponer que el Instituto Tecnológico también era para San Juan de la Maguana.

El 19 de mayo del 2011 el nuevo director de la OISOE, Luis Wilfredo Sifres Núñez firmó otra enmienda a este contrato, para agregar otros 106.2 millones de pesos al monto a pagar a la empresa contratada.

La segunda enmienda que se hizo al contrato lo elevó en 96.7 millones de pesos.

La tercera enmienda le entregó el contrato directamente a la Constructora MAR, del mismo entorno del ingeniero Félix Bautista.

El consorcio de construcciones de Félix Bautista también se hizo con la obra del MERCA Santo Domingo, que había sido comenzada por la anterior administración de Hipólito Mejía, y que no fue terminado. Desde que Bautista regresó al gobierno buscó firmar nuevos contratos para el MERCA Santo Domingo.

Félix Bautista también firmó el contrato de la OISOE número FB-094-2010 con la firma Constructora MAR, S.A para el remozamiento del Estadio Olímpico Hermanos Suárez, de San Juan de la Maguana, por un monto de 15.2 millones de pesos.

Félix Bautista también firmó un contrato con Constructora MAR,S.A (número OISOE-FB-095/2010) para la remodelación del Arco del Triunfo, la Plazoleta y el Parque Duarte de San Juan de la Maguana, por un monto de 123.8 millones de pesos. Esta obra fue inaugurada el 7 de mayo del 2010.

La construcción del Centro Cultural de La Vega fue encargada por Félix Bautista al ingeniero Michel Presbot, arquitectos e ingenieros. Este contrato se hizo el 19 de junio de 2007. Está numerado como el contrato OISOE-FB-116/2007.

La obra tenía un costo de 100 millones de pesos. Dos años después, mediante el adéndum número 128, fue contratada Constructora MAR para terminar el proyecto, pero esta vez con un contrato de 109.3 millones de pesos.

Otra compañía vinculada a Félix Bautista es Constructora INFEPRE (Constructora Felipe Presinal), la cual certifica que Ozoria y Asociados tiene contrato de obras con OISOE por la suma de 520.5 millones de pesos. Esas obras incluyen la terminación de los salones Multiusos en el club Mauricio Báez, de la capital, además de terminación de multiusos en Azua, Baní, Bohechío, El Cercado, Las Matas de Farfán, Juan de Herrera y en Barahona.

Quien certifica los datos, en nombre de INFEPRE, es Gricel Araceli Soler, firmando como presidenta de la empresa. La certificación se hizo el 2 de febrero del 2012. INFEPRE procedió a contratar a Ozoria y Asociados para la ejecución parcial de estos contratos.

Gricel Araceli Soler es pariente de Félix Bautista. Es hija de Postomino Soler Bautista, de Las Matas de Farfán, pariente de Luis Bautista, el padre del ingeniero.

Félix Bautista, un hombre de suerte y de fortuna

En su declaración de bienes del año en 1996 Bautista presentó un patrimonio de sólo 547 mil pesos, y posteriormente, en 2010, al asumir la senaduría, presentó un patrimonio 16 millones de pesos.

El senador y secretario de Organización del gubernamental Partido de la Liberación Dominicana (PLD) se ha convertido en los últimos años en un acaudalado empresario de la construcción, con empresas que incursionan en el país, en Haití y en Panamá con inversiones multimillonarias en dólares, lo que resulta asombroso que se lograra en sólo dos años

A menos que en 2010 ya contara con su actual riqueza y no declarara todo lo que había acumulado desde 1996.

Félix Bautista dirigió durante cuatro años la OISOE en el primer gobierno de Leonel Fernández (1996-2000), que entonces era Oficina Coordinadora de Obras del Estado y operaba separada de la Oficina de Ingenieros Supervisores del Obras del Estado. Posteriormente ambas se fusionaron en la OISOE,  y sigue siendo un invento inexplicable en un país que cuenta con un Ministerio de Obras Públicas.

Hasta entonces un funcionario político de bajísimo perfil, se convirtió en noticia cuando al salir del gobierno, en el año 2000, fue sometido a la justicia acusado de corrupción vinculada con la construcción de la carretera de San Juan de la Maguana a Vallejuelo. Aunque estuvo preso, logró salir airoso al ser finalmente descargado.

Cuando Leonel Fernández retornó al poder en 2004, de nuevo Bautista fue nombrado al frente de esa entidad, cargo en el cual permaneció hasta el año 2010, cuando fue electo senador por la provincia San Juan.

No si antes pasar por el tropiezo de ser acusado en 2007 de violar el artículo 37 de la Constitución al concertar de manera irregular un convenio por 130 millones de dólares con la Sun Land Corporation, S.A, sin pasar por el Congreso Nacional. El caso provocó un gran escándalo que salpicó al propio presidente Leonel Fernández.

Pero el expediente no prosperó debido a un fallo emitido por la Suprema Corte de Justicia.

Cuando Bautista salió la OISOE para ir al Senado, en su lugar fue nombrado el ingeniero químico Luis Wilfredo Sifres Muñoz.

Pero sus influencias en las decisiones del Gobierno en materia de construcción, asignación de obras y nombramiento de funcionarios y empleados no han disminuido.

La recomendación de este hombre delgado, que una vez fue un humilde sastre en San Juan de la Maguana, puede hacer la diferencia entre estar fuera o dentro de los mejores puestos en la administración del presidente Leonel Fernández Reyna, quien en una ocasión dijo públicamente que apreciaba al senador y secretario de Organización del PLD como si fuera su hijo.

Fuente: Acento.com.do

No hay comentarios