Compartir

Servicios/Caribbean Digital

SANTO DOMINGO.- La Federación Nacional de Bancas de Lotería (FENABANCA) aseguró que tiene un compromiso con el Estado de pago de impuestos establecidos por ley, por lo cual beneficia al país con más de mil 500 millones de pesos de pago de gravámenes.photo

Aseguró que su aporte en impuestos se complementa con el empleo de más de 200 mil dominicanas y dominicanos, de forma directa, sobre todo de personas rechazadas por el mercado laboral y residentes en zonas remotas en las que se instalan bancas de lotería.

El empresario Wilson de los Santos, directivo de la entidad y quien sirvió como vocero en una rueda de prensa, aseguró que el decreto 147-02 autoriza la comercialización de sorteos diarios de quiniela palé realizados por la Lotería Nacional y la empresa privada LEIDSA.

Indicó que el artículo primero del referido decreto dice que esos juegos de lotería pueden mercadearse, a opción de los jugadores, en las bancas de lotería privadas que operan bajo control y supervisión de la Lotería, como en los puntos de venta operados por la Lotería Electrónica Internacional Dominicana, S.A. (LEIDSA).

Agregó que LEIDSA y la empresa Loto Real pretenden establecer una doble tributación de forma ilegal, al intentar cobrar por la comercialización de los referidos juegos de lotería, violando la decreto 147-02.

Manifestó que desde el año 1999 las bancas de lotería venden todos los servicios que supervisa y certifica la Lotería como ente regulador del Estado de los juegos de azar.

Aseguró que se ha generado una persecución de parte de LEIDSA  y Loto Real en contra de las bancas de lotería a nivel nacional, en desconocimiento del amparo legal del Estado y sus leyes.

Sostuvo que los argumentos de la referida compañía son burdos e indican que las bancas de lotería explotan signos distintivos y marcas de fabricación de la misma, “siendo la realidad que lo que busca la indicada compañía no es más que nutrirse de las actividades legales y cotidianas de las bancas de lotería”.

“Las labores ejercidas por las bancas de lotería, de venta de terminales de palé quiniela, las venimos realizando desde la entrada en operaciones de la empresa LEIDSA, en 1996, lo que resulta un atentado más al uso y costumbre de una actividad de la cual se pagan impuestos al fisco por vía del Dirección General de Impuestos Internos”, comentó.

Planteó que FENABANCA está dispuesta al diálogo en torno a esta y otras situaciones relacionadas al desenvolvimiento de los juegos de azar, en beneficio del pago social de impuestos y para garantizar empleos e ingresos a miles de familias que trabajan y sobreviven de las bancas de lotería.

Dijo que además de la creación de empleos y pagos de miles de millones de pesos anuales, en impuestos, las bancas de lotería del país invierten más de 500 millones al año en alquiler de locales y pagos de servicios de agua, eléctrico y telefónico, entre otros.

La posición de FENABANCA fue fijada en una rueda de prensa presidida por la directiva nacional y directivos de asociaciones regionales de esa entidad. Se realizó en su local.

No hay comentarios

Deja un comentario...