Palacio Municipal de Santiago. Archivo

JOSÉ ALFREDO ESPINAL

joseespinal.hoy@gmail.com

SANTIAGO.- Debido a la exclusión del cobro de la basura en la factura del agua por parte de la Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santiago (Coraasan), el Ayuntamiento de esta ciudad ha creado una estructura de cobro de manera integral que dé cumplimiento total a las disposiciones contenidas en la Ley 176-07 y otras disposiciones legales y municipales.

Una fuente ligada a la Alcaldía, reveló que los diferentes departamentos de las áreas financieras, jurídicas y de recaudaciones encaminan los pasos necesarios para enfrontar la decisión tomada por Coraasan, la cual calificaron de unilateral e ilegal.

De acuerdo a la fuente, el cabildo ha tomado la decisión que aseguran se puesta en funcionamiento próximamente, en procura de evitar que fruto de la medida adoptada por la corporación acuífera, se cree una crisis de orden sanitario que afecte a los ciudadanos de esta demarcación.

Dijo que entre esos cobros se implementarán a Coraasan, por el uso de suelo al tenor de las disposiciones del artículo 284 de la Ley 176-07, que les confiere a los Ayuntamiento la facultad de dicho cobro como contraprestación del uso del suelo que es propiedad del municipio. Otros reclamos de orden legal que hará el Ayuntamiento, será el cobro de la basura que produce Coraasan, tanto en su sede principal, estafetas, oficinas, estaciones y sub- estaciones.

También, hará que Coraasan pague por el uso de terrenos de cientos de miles metros cuadrados, cuya propiedad y titularidad es del Ayuntamiento y que son utilizados por Coraasan sin que el Ayuntamiento haya sido debidamente resarcido por dicho uso.

Otras reclamaciones serán la de la disposición final de los desechos extraídos de las cloacas e imbornales, así como de los arbitrios por construcción y reconstrucción de áreas que implican la ruptura de calles y avenidas del municipio. También los referidos permisos para la ejecución de esos trabajos, como lo establecen las leyes 6232-63, 675-44 y la 687.

Ilegal

El Ayuntamiento ha manifestado que de manera arbitraria, irregular e ilegal la Coraasan no incluirá en su facturación el cobro de la basura de los munícipes de Santiago.

Deuda

Desde la llegada de la administración municipal que encabeza Abel Martínez, se ha reclamado la retención de más de RD$100 millones del pago que realiza la ciudadanía por la recogida de basura.

En cambio, Coraasan reclama el pago de una deuda acumulada de RD$220 millones que el Ayuntamiento mantiene desde hace casi 20 años, por el consumo de agua potable y saneamiento.