Compartir

Los catalanes promueven el referendo.

Madrid. La Policía española detuvo ayer a 12 personas durante cateos a oficinas del gobierno regional de Cataluña, al intensificar el gobierno español su ofensiva contra los preparativos de la región para celebrar un referendo de independencia.

Es la primera vez que las autoridades españolas detienen a funcionarios catalanes desde que la campaña en favor de la consulta de secesión empezó a ganar fuerza en 2011.

La medida acentuó las tensiones entre las autoridades nacionales en Madrid y los catalanes independentistas ante el referéndum convocado para el 1 de octubre. Varios miles de catalanes furiosos se concentraron frente a las oficinas del gobierno en Barcelona, la capital regional.

Algunos manifestantes se sentaron en la calle para cerrar el paso a los vehículos policiales, mientras otros chocaban directamente con los agentes.

Fuente de noticia

No hay comentarios