Compartir
Cristo Rey, drama de Leticia Tonos

JOSE RAFAEL SOSA

Especial/Caribbean Digital 

El incremento se debe a las facilidades de la Ley Nacional de Cine, que serán modificadas y ampliadas.

La Ley Nacional de Cine (108.10) está dejando sentir sus efectos ( las facilidades impositivas, los certificados de valor fiscal  y  las exoneraciones) han generado un incremento sin precedentes en la producción de películas de factura local.

Cristo Rey, drama de Leticia Tonos
Cristo Rey, drama de Leticia Tonos

Esas facilidades de la Ley Nacional de Cine serán ampliadas y modificadas para garantizar mejor su cumplimiento y evitar que sea mal utilizada.

Mañana lunes, a las cinco de la tarde, el Director Nacional de Cine ha convocado a un encuentro de prensa, para dar a conocer nuevas propuestas sobre la Ley de Cine.

Este año se han estrenado seis películas dominicanas (tres comedias, un musical, una biográfica y un triller) y quedan siete por exhibirse: cuatro  comedias, dos dramas y una biográfica.   Más de una por mes.

El año  inició con:

Profe por Accidente (Comedia, Roberto Ángel, Enero);

A Ritmo de Fe (Musical, comedia romántica.  Eudys Cordero,Marzo);

Los Super (Aventura, Social. B. Abud, Abril);

Arrobá (Comedia, Aventura. J. M. Cabral Junio);

El Teniente Amado (Triller, histórico. Félix Cabrera, Agosto)

y ¿Quién manda? (Comedia romántica. Ronni Castillo, Agosto).

El itinerario de lo que llega está iniciado por:

“Mi Angelito Favorito”,- 12 de septiembre- (Alfonso Rodríguez). Representa dos precedencias: es  la primera vez que una película dominicana es filmada en estudios privados de condiciones controladas (Estudios Quitasueño, de Ángel Muñiz) y  su  un estreno simultáneo en la República Dominicana, Estados Unidos y Puerto Rico. Alfonso tiene la gracia y el conocimiento para hacer comedias que encuentren el bolsillo y el gusto del público popular y de clase media, aun cuando los críticos mantengan sus posturas nada complacientes. Rodríguez debe dejar que cada quien haga lo suyo. No gana nada con criticar los críticos, ninguno de los cuales está llamado a ser director de cine. No es lo suyo.

Ponchao,-10 de octubre-  (Producciones Coral, comedia producida y y protagonizada por Manny Pérez).  Busca dar un mensaje de superación de obstáculos en el difícil mundo del béisbol, pero se debe tener cuidado con la imagen de la mujer, particularmente de Fefita La Grande, de acuerdo con lo que se ve en el trailler. Apoyada en una actividad que es un deporte nacional, sigue la línea previsible y atractiva de muchas películas fundamentadas en el deportista de edad que debe imponer su calidad en un juego crucial. No es argumentalmente nada nuevo, pero esperemos a ver su impacto. Puede gustar mucho.

Sanky Panky II  -31 de octubre- (Pinky Pintor, comedia musical). Casi siete años hubo que esperar para realizar la segunda parte de un proyecto que  que estableció un precedente en el género y la taquilla. El avance apunta que reafirma la fórmula, amplia algunos talentos y sorprenderá a la gente con las nuevas aventuras románticas de Genaro y sus compinches.

Quiero ser Fiel, -28 de noviembre- dirigida por Esteban Martín sobre el multi-premiado  guión  de Leonardo de León, su productor, una comedia con elenco internacional y criollo, que pinta agradable y comercialmente atractiva.  Es destacable que se trata de la primera inversión de la empresa Claro en un  proyecto fílmico.

Biodegradable. – 12 de noviembre, como película de apertura del  VII Festival Global de Cine Dominicano, para pasar a las salas de cine comerciales posteriormente- (Ciencia Ficción, Juan Basanta) Es de lo más novedoso e interesante que pinta el cine local, por sus características en cuanto al género, por ser la ópera prima de Basanta, cuyo talento para la imagen está demostrado hasta la saciedad por sus documentales y comerciales. Basada en la obra del narrador azuano William Mejía (ganadora del primer lugar en el concurso de novelas para guiones del Ministerio de Cultura) y que puede representar un salto cualitativo universal para el cine criollo.

Basanta no suelta prendas ni detalles en espera de tener su punto final listo.Sabe que lo que hace ahora tiene una importancia estratégica, más que táctica para la producción de cine local. La gente no se ha dado cuenta de la importancia que tiene este proyecto de cine.

María Montez, la película -12 de diciembre- Un biopic (película biográfica) sobre la vida la primera estrella dominicana que se destacó en la industria. Se le consideró como la Reyna del Tecnicolor, gracias a su imagen impresionante. El trailer previo promocional, es impactante, pero de seguro que será superado a partir de la semana que inicia, cuando se ofrecerán informaciones sobre el proyecto en rueda de prensa convocada en la sede central de Seguros Universal, a las 10 de la mañana.

Cristo Rey -26 de diciembre- (Leticia Tonos. Drama social) Establece un precedente al ser la primera co-producción francesa-domínico-haitiana con un tema realmente controversial y que llega a pantallas cuando las relaciones con Haití necesitan de algún punto artístico en común que haga ver las grandes empresas que los dos países pueden hacer. Atrevida y responsable, la Tonos sigue ratificando su criterio artístico y social en el cine.

No hay comentarios